11 personas buscadas por INTERPOL


viernes, 12 de enero de 2018

¿Qué planea Israel en Argentina?

(Por Thierry Meyssan) Las autoridades argentinas ven con inquietud la compra masiva de tierras en la Patagonia por parte de un multimillonario británico y las «vacaciones» de decenas de miles de soldados israelíes en las propiedades de ese acaudalado personaje.
Dueño de 175 empresas, entre las que se cuentan varias cadenas de restaurantes y el club de futbol británico de Tottenham –autoproclamado «Ejército de los Yid»– el discreto multimillonario Joe Lewis se dedica a la especulación en el mercado cambiario, junto a su amigo George Soros.
En el siglo XIX, el gobierno británico estuvo indeciso entre crear Israel en la actual Uganda, en Argentina o en Palestina. Argentina estaba entonces bajo control del Reino Unido y, por iniciativa del barón francés Maurice de Hirsch, se convirtió en aquel momento en tierra de asilo para los judíos que huían de los pogromos desatados en Europa central. En el siglo XX, después del golpe de Estado militar que derrocó al general Juan Domingo Perón, presidente democráticamente electo de Argentina, una corriente antisemita se desarrolló en las fuerzas armadas de ese país. Esa corriente distribuyó un folleto donde se acusaba al nuevo Estado de Israel de estar preparando el «Plan Andinia», para invadir la Patagonia.
Hoy resulta que, si bien la extrema derecha argentina exageró los hechos en los años 1970, realmente existía un proyecto, que no era de invasión sino de implantación en la Patagonia. Todo cambió con la guerra de las Malvinas, en 1982. En ese año, la junta militar argentina en el poder trata de recuperar los archipiélagos de las Malvinas y las Islas Georgias del Sur y Sandwich del Sur, denunciando su ocupación por la Gran Bretaña desde hace siglo y medio. La ONU reconoce que la reclamación argentina es legítima, pero el Consejo de Seguridad condena el uso de la fuerza para recuperar esos territorios en disputa. Hay de por medio un botín considerable ya que las aguas territoriales de esos archipiélagos dan acceso a las riquezas del continente antártico. Al final de la guerra de las Malvinas, que oficialmente dejó más de mil muertos –aunque las cifras oficiales británicas en realidad minimizan las pérdidas humanas–, Londres impone a Buenos Aires un Tratado de Paz particularmente duro, que limita las fuerzas armadas de la República Argentina a su más simple expresión. Incluso se priva a Argentina del control del espacio aéreo del sur de su territorio continental, a favor de la Royal Air Force británica, y se impone a la República Argentina la obligación de informar previamente al Reino Unido de todas sus operaciones.
En 1992 y 1994, dos atentados extraordinariamente devastadores y sangrientos destruyen sucesivamente la embajada de Israel en Buenos Aires y la sede de la asociación israelita AMIA en la misma ciudad. El primer atentado ocurre en momentos en que los jefes de la inteligencia israelí en Latinoamérica acababan de salir del edificio. El segundo atentado, perpetrado contra la sede de AMIA, tiene lugar durante los trabajos conjuntos de Egipto y Argentina sobre los misiles balísticos Cóndor. Durante el mismo periodo estalla la principal fábrica de misiles Cóndor y tanto el hijo mayor del presidente argentino Carlos Saúl Menem como el hijo mayor del presidente de Siria Haffez al-Assad mueren en sendos accidentes. Las investigaciones sobre todos esos hechos son objeto de numerosas manipulaciones. Después de haber designado a Siria como responsable de los atentados contra la embajada de Israel y la sede de la AMIA en la capital argentina, el fiscal Alberto Nisman se vuelve contra Irán, acusándolo de haber ordenado ambos atentados, y contra el Hezbollah, atribuyendo a esa organización libanesa la realización de estos. La hoy ex presidente Cristina Kirchner es acusada de haber negociado la interrupción de los procedimientos legales contra Irán a cambio de un precio ventajoso para las compras de petróleo. Más tarde, el fiscal Nisman es hallado muerto en su apartamento y Cristina Kirchner es inculpada por alta traición. Pero la semana pasada, como en una obra de teatro, se vino abajo todo lo que hasta ahora se daba por sabido: el FBI entregó análisis de ADN que demuestran que el presunto terrorista no está entre los muertos así como la presencia de un cuerpo no identificado. Conclusión: al cabo de 25 años, no se sabe absolutamente nada sobre los atentados de Buenos Aires.
En el siglo XXI, explotando las ventajas obtenidas en el Tratado impuesto a Argentina después de la guerra de las Malvinas, el Reino Unido e Israel emprenden un nuevo proyecto en la Patagonia. El multimillonario británico Joe Lewis adquiere inmensos territorios en el sur de Argentina y en el vecino Chile. La extensión de sus tierras allí cubre varias veces la extensión territorial de todo el Estado de Israel. Esas tierras se hallan en el extremo sur del continente, en la Tierra del Fuego. Incluso rodean el Lago Escondido, impidiendo el acceso al lago [1] a pesar de una decisión de la justicia argentina. El multimillonario británico ha construido en esas tierras un aeropuerto privado, con una pista de aterrizaje de 2 kilómetros, capaz de recibir grandes aviones de transporte, tanto civiles como militares. Desde el fin de la guerra de las Malvinas, el ejército de Israel organiza para sus soldados «campamentos de vacaciones» en la Patagonia. Cada año, entre 8 000 y 10 000 soldados israelíes pasan 2 semanas de “vacaciones” en las tierras del multimillonario Joe Lewis. Si en los años 1970, el ejército argentino señaló la construcción de 25 000 alojamientos –vacíos–, dando lugar al mito del plan Andinia, hoy parece que se han construido cientos de miles más. Es incluso imposible verificar el estado de realización de esos trabajos, por tratarse de tierras privadas y porque Google Earth neutraliza las imágenes satelitales de esa zona, procediendo así exactamente como lo hace con las instalaciones militares de la OTAN. Mientras tanto, el vecino Chile ha cedido a Israel parte de una base militar que posee en la zona. Allí se han cavado túneles para facilitar la vida ante los rigores del invierno polar.
Por su parte, los indios mapuches que pueblan la Patagonia, tanto en Argentina como en Chile, quedaron sorprendidos con la noticia de la reactivación, en Londres, de la “Resistencia Ancestral Mapuche” (RAM), una misteriosa organización que reclama la independencia. Inicialmente acusada de ser una vieja asociación recuperada por los servicios secretos argentinos, la RAM es vista hoy por la izquierda como un movimiento secesionista legítimo, pero los líderes mapuches la denuncian como un ente financiado por George Soros. El 15 de noviembre de 2017, la marina de guerra argentina perdió todo contacto con su submarino ARA San Juan, finalmente declarado como hundido con toda su tripulación. El ARA San Juan era uno de los 2 submarinos de propulsión diesel-eléctrica que constituían el orgullo de la pequeña marina de guerra argentina. La Comisión Preparatoria de la CTBTO (Organización del Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares, siglas en inglés) anunció haber registrado un fenómeno acústico inhabitual en Atlántico, cerca de la zona desde donde procedía la última señal recibida del ARA San Juan. El gobierno argentino reconoció finalmente que el submarino perdido estaba realizando una «misión secreta», cuya naturaleza no se precisó y sobre la cual se había informado a Londres. El Pentágono estaba participando en la búsqueda y la marina de guerra rusa contribuyó con el envío de un drone submarino capaz de explorar el fondo marino a 6 000 metros de profundidad, sin encontrar nada. Todo parece indicar que el ARA San Juan estalló bajo el agua. La prensa argentina está convencida de que chocó con una mina o fue destruido por un torpedo enemigo. Por el momento, es imposible determinar si Israel está implicado en un programa de explotación del continente antártico o si está construyendo una base para el repliegue en caso de derrota en Palestina.
•Investigador, periodista y activista político francés. Presidente-fundador de la Red Voltaire y de la conferencia Axis for Peace. Sus análisis sobre política exterior se publican en la prensa árabe, latinoamericana y rusa.
(*) Fuente: Red Voltaire

viernes, 22 de diciembre de 2017

«El arte de la guerra»Israel, Italia y la «diplomacia de los cazas»

«El arte de la guerra»
Israel, Italia y la «diplomacia de los cazas»
por Manlio Dinucci

El ejercicio aéreo multinacional Blue Flag 2017, organizado por Israel, permitió al Estado hebreo mostrar las capacidades del armamento que produce su industria de guerra, contando para ello con el respaldo del «Programa de Cooperación Individual» de la OTAN
Los gobernantes europeos –desde la responsable de las Relaciones Exteriores de la Unión Europea, Federica Mogherini, hasta el primer ministro de Italia, Paolo Gentiloni, y pasando por el presidente francés Emmanuel Macron y la canciller alemana Angela Merkel– se distanciaron formalmente de Estados Unidos e Israel en cuanto al tema del estatus de Jerusalén. ¿Está apareciendo una divergencia entre esos aliados?
Los hechos demuestran lo contrario. Poco antes de la decisión de Trump sobre Jerusalén como capital de Israel, pero ya con esa decisión “preanunciada”, se realizó Blue Flag 2017, el mayor ejercicio internacional de guerra aérea en la historia de Israel, con la participación de Estados Unidos, Italia, Grecia y Polonia en esta tercera edición de esos juegos de guerra aérea, a los que Francia, Alemania y la India se incorporaron por primera vez.
Durante dos semanas pilotos de esos 8 países, 6 de ellos miembros de la OTAN, se entrenaron con 70 aviones en la base aérea de Ovda, en el desierto de Neguev, con ayuda de 1 000 militares como personal técnico y logístico.
Italia participó con 4 cazas Tornado del 6º Stormo de Ghedi –2 de ataque y 2 de guerra electrónica. Estados Unidos llevó siete F-16 de la 31st Fighter Wing destacada en Aviano (Italia). Dado que esos aviones están a cargo del uso de las bombas nucleares estadounidenses B-61, los pilotos italianos y estadounidenses se entrenaron seguramente, junto a los demás participantes, en la realización de misiones de ataque nuclear. Según lo informado oficialmente, tuvieron lugar más de 800 misiones de vuelo, simulando «escenarios extremos de combate, con vuelos a muy baja altitud y contramedidas electromagnéticas para neutralizar las defensas antiaéreas». En otras palabras, los pilotos se entrenaron para golpear objetivos con bombas y misiles no nucleares o nucleares.
Blue Flag 2017 mejoró «la cooperación y la rapidez operacional de las fuerzas aéreas participantes» y, al mismo tiempo «fortaleció el estatus internacional de Israel». En un artículo sobre la «diplomacia de los cazas», el diario israelí Haaretz describe como emblemática la visión de un Eurofighter alemán con la cruz de la Lutwaffe y de un F-15 israelí con la estrella de David despegando juntos por primera vez para la misma misión, o de cazas franceses que vuelven a Israel, donde fueron desplegados en secreto en 1956 para la campaña de Suez contra el Egipto de Nasser.
Haaretz concluye que «Blue Flag es la demostración de que son cada vez más los países dispuestos a comprometerse abiertamente como aliados estratégicos de Israel y a dejar de lado consideraciones políticas como la cuestión palestina. Mientras se desvanece la influencia de la diplomacia tradicional, está desarrollándose el papel de los comandantes militares en las relaciones internacionales».
Algo que se confirma con el encuentro entre el comandante de la fuerzas de combate italianas, el general Frigerio, y el comandante de la fuerza aérea israelí, el general Norkin. Ese encuentro entra en el marco de la Ley n° 94 del 17 de mayo de 2005, que institucionaliza la cooperación cada vez más estrecha entre las fuerzas armadas y las industrias de guerra de Italia e Israel.
Israel está de hecho integrado a la OTAN, en cuyo cuartel general tiene una misión oficial permanente, en el marco del «Programa de Cooperación Individual» ratificado en diciembre de 2008 –poco antes de la operación «Plomo fundido» contra Gaza. Ese programa estipula la conexión de las fuerzas israelíes, incluso las nucleares, al sistema electrónico de la OTAN.
Inmediatamente después de Blue Flag 2017, los pilotos israelíes –entrenados en los cazas italianos M-346– volvieron a bombardear a los palestinos en Gaza, mientras el primer ministro Gentiloni declaraba que «el futuro de Jerusalén, ciudad santa única en el mundo, debe definirse en el marco del proceso de paz» .
Manlio Dinucci
Fuente
Il Manifesto (Italia)
http://www.voltairenet.org/article199098.html

El “nudo gordiano” catalán

El “nudo gordiano” catalán  PDF  Imprimir  E-mail 
 Opinión / Actualidad  -   Política   
 Escrito por Amadeo Martínez Inglés /UCR     
Viernes, 08 de Diciembre de 2017 06:44 
El Gobierno de Rajoy utilizó especialistas en guerra psicológica para tumbar la DUI

Amenazó a los dirigentes políticos catalanes con emplear el Ejército hasta sus últimas consecuencias si ponían en ejecución la declaración de independencia
 Marta Rovira, la secretaria general de ERC no mintió, aunque pudo estar desafortunada en la elección de las palabras empleadas (la expresión “con muertos en la calle” pudo levantar ampollas en algunas conciencias), en sus declaraciones del pasado 17 de Noviembre a la emisora Rac-1 en las que explicitó con bastante detalle que el Ejecutivo del señor Rajoy les había hecho llegar a los máximos dirigentes catalanes amenazas en el sentido de que no dudaría en utilizar al Ejército, llegando si era necesario a “la violencia extrema”, si estos no rebajaban rápida y oportunamente el nivel de enfrentamiento con el Gobierno de la nación.


La dirigente republicana catalana contó, como digo, la verdad, nada más que la verdad pero no exactamente “toda la verdad” que ella sin duda desconocía en aquellos momentos y que era (y es), obviamente, mucho más amplia y compleja que lo desvelado a la emisora catalana ya que esas hipotéticas advertencias del Gobierno (sugerencias, amenazas o como queramos llamarlas) en realidad formaban parte de todo un operativo secreto a disposición del Gobierno de la nación, a poner en marcha bastante antes del 1-O, y que estaba previsto pudiera alcanzar su máxima virulencia no necesariamente tras una declaración de independencia (que en el caso de producirse finalmente el Gobierno de Madrid pensaba poder neutralizar con el ya famoso artículo 155 de la Constitución) sino tras el previsible intento posterior de los líderes secesionistas catalanes de hacerla cumplir de verdad, de hacerla efectiva a nivel nacional e internacional, con movilizaciones masivas en la calle y ocupación de puntos sensibles de toda Cataluña a cargo de efectivos de los mosssos o piquetes operativos de la CUP.
          Han pasado ya algunas semanas desde las “escandalosas” declaraciones públicas de la señora Rovira y en estos momentos, iniciada ya la campaña para las próximas elecciones del 21-D, este investigador está en condiciones de afirmar que las susodichas amenazas del Ejecutivo del señor Rajoy a la cúpula separatista catalana, sacadas a la luz pública por la secretaria general de ERC, nunca constituyeron en sí mismas una burda patraña y mucho menos un delirio personal como inmediatamente fueron calificadas por el aparato político y mediático de La Moncloa sino que existir, existieron, y, además, se planificaron con todo detalle en ámbitos de la vicepresidencia del Gobierno con la oportuna ayuda y asesoramiento de especialistas en guerra psicológica (todo lo que ha ocurrido en los últimos meses entre Barcelona y Madrid en este rocambolesco asunto de la DUI hay que enmarcarlo en una peculiar guerra sin frentes o guerra psicológica) que planificaron y coordinaron un operativo secreto para “hundir la moral de los políticos catalanes” tanto del Govern como del Parlament y así evitar, en primer lugar, la celebración del referéndum del 1-O y, si este lograba salir adelante, que se pusiera en marcha de forma totalmente efectiva y operativa la famosa DUI.
Esta campaña secreta del Gobierno, confeccionada con arreglo a la doctrina muy especial de la guerra psicológica (en España no existen muchos profesionales cualificados en esta novedosa disciplina en principio castrense pero que en las últimas décadas, tras la II GM, se desplazó con fuerza al campo civil), contemplaba los consabidos frentes en los que este tipo de confrontaciones (muchas veces más virtuales que reales) suelen instrumentalizar sus acciones: el político, el económico, el social y el mediático y alcanzaba dos niveles de operatividad diferenciados: uno de “baja intensidad” durante el mes de Septiembre de 2017 (hasta el 1º de Octubre fecha del anunciado referéndum) y otro de mucha “más alta dedicación y esfuerzo operativo” para el caso (que nunca se creyó del todo el Ejecutivo del señor Rajoy) de que la controvertida consulta del 1-O se celebrara por fin y hubiera que neutralizar ipso facto y “a cualquier precio” sus inasumibles consecuencias.
Veamos, pues, amigos, con los datos que yo mismo he podido conseguir, las líneas maestras de esta peculiar campaña psicológica contra el independentismo catalán que de momento, solo por el momento pues el nudo gordiano catalán sigue intacto, parece haber conseguido todos los fines para los que fue diseñado:
En la primera fase de operatividad previa al 1-O se desarrollaron efectivamente acciones puntuales de intimidación (“vectores de incidencia variable”, según el argot de los psicólogos de guerra) a cargo de medios informativos afines al Gobierno. Veamos algunas:
-        El Ejército español envía convoyes a acuartelamientos de Cataluña, concretamente a su base de San Clemente de Sasebas, para reforzar su despliegue en la región ante el agravamiento de la crisis catalana. Información falsa pero apoyada, como es de rigor, en un hecho alternativo real: el desplazamiento de una columna con material de campamento a la citada base de San Clemente procedente de la Agrupación Logística 41 de Zaragoza para adecuar sus instalaciones ante la llegada a la misma de contingentes de policía nacional y Guardia Civil.
-         Los periodistas de investigación de determinado medio digital muy afín al Gobierno “descubren” un convoy militar con decenas de Carros de Combate sobre plataformas de transporte logístico a su paso por la población de Alcalá de Henares y en marcha hacia Zaragoza y posiblemente Barcelona. Se distribuyen fotografías de esas plataformas de transporte cargadas con blindados Leopard. Información falsa, desde luego, pero acorde con la operación de intimidación que comentamos. Las fotos eran viejas y se referían a una unidad de Carros de Combate que en tiempos pretéritos viajó al campo de maniobras de San Gregorio, en la capital maña, para realizar sus rutinarios ejercicios de combate.
-        La Inefable ministra de Defensa, señora Cospedal sale con cara de pocos amigos a los medios y suelta su enigmática amenaza: “las Fuerzas Armadas saben muy bien cuales son sus misiones en defensa de la integridad de España”
-        El Gobierno, a través de su beligerante ministerio del Interior, monta una ridícula y muy mal planificada operación de traslado a Cataluña de miles de policías y guardias civiles a estacionar en barcos atracados en los puertos, hoteles de verano y cuarteles del Ejército. Con una clara y única misión plausible: Intimidar a los dirigentes políticos y sociales catalanes y a la población civil en su conjunto. Un movimiento logístico de los CFSE que nunca debió existir, que dejo desprotegido al país entero y que, ante el peor de los escenarios posibles, nunca debió pasar de 500 antidisturbios de refuerzo.
-        Al margen de estas acciones operativas más o menos planificadas y sin duda mal ejecutadas, la señora vicepresidenta del Gobierno, comandante en jefe del Proceso psicológico de neutralización del otro Proceso enemigo, “el Proces catalán”, ficha a determinados “mediadores” políticos y sociales de toda España para que un día sí, y otro también, antes del 1-O, castiguen los tímpanos de los “jefes de la subversión catalana” con el mantra de lo bueno que sería que el famoso referéndum no se celebrase y las malas, muy malas, consecuencias que conllevaría su celebración.
Podría seguir, amigos, pero creo que es suficiente por el momento para que todos nos vayamos dando cuenta de que el Gobierno del señor Rajoy, en este desagradable asunto de la posible intervención castrense, no ha dejado un solo instante de hacerse el tonto y de denominar como “burda patraña” y “delirio” lo que en realidad fue intimidación y amenazas en el marco de una mala planificación y una peor ejecución en un operativo pedestre de “guerra psicológica”, Pero voy a seguir un poco más, si me lo permiten, ahondando en la segunda fase de ese plan, el que puso en marcha la señora vicepresidenta después de su pérdida de papeles personal del 1-O ordenando la entrada en acción de los CFSE en los centros de votación cuando tuvo constancia del éxito de la apuesta soberanista en el tira y afloja de las urnas y las papeletas. Y que hizo que todo el Gobierno de la nación, absolutamente todo, entrara en pánico institucional después de que las televisiones de medio mundo recogieran en sus telediarios semejante efeméride patria. Lo peor es que la vieron miles de millones de ciudadanos en todo el planeta con la amarga consecuencia de conocer en tiempo real como las gasta este país y que clase de democracia franquista padecemos todavía a día de hoy.
Pues una vez consumado el referéndum del 1º de Octubre (ilegal, inconstitucional, maligno, despreciable… como el caciquil gobierno de este país quiera, pero absolutamente democrático en una Europa del siglo XXI), a las pocas horas de concluido, las amenazas, las advertencias, “el cuidadito que te doy con todas mis fuerzas si no te bajas los pantalones” a cargo de políticos de diferentes partidos, altos cargos de la Administración y líderes sociales y con objetivos muy definidos en el Govern y en el Parlament, arreciarían hasta extremos increíbles y se quitarían totalmente la careta. Aunque las advertencias institucionales no amainan:
-La señora Cospedal sale de nuevo a los medios con esta nueva canción amenazante: “El Ejército español está preparado para defender la integridad de España”.
Le acompaña en tamaña declaración institucional su segundo en el ministerio y jefe operativo de las FAS, el JEMAD (Jefe del Estado Mayor de la Defensa) quien suelta lo siguiente, con toda probabilidad a instancias de su superiora: “Las FAS están listas para defender la nación”
-El 12 de Octubre, día de la Fiesta Nacional, y en los corrillos de rigor con los medios informativos, nueva andanada de la ministra de la guerra (psicológica): “Creo que no hará falta que el Ejército tenga que intervenir en defensa de la integridad de España”
¡Toma ya! Y al caciquil jefe del Gobierno español, el señor Rajoy, no le tiembla la voz al tachar de “burda patraña” y “delirio” las palabras de la secretaria general de ERC, señora Rovira ¿Pero que serán amenazas para este registrador de la propiedad venido a más, a mucho más, que todavía sufrimos los recortados ciudadanos de este país?
¿Pero es que este hombre no sabe cómo actúan las Fuerzas Armadas en cuanto se las da una misión en guerra o en una situación de emergencia extrema, si dejamos de lado, obviamente, la Brigada de bomberos castrenses que tuvo la ocurrencia de organizar en su día el señor Zapatero y que todavía andan por ahí con la manga en lugar de con el fusil de asalto? Pues sí, hombre sí, dejando desgraciadamente muertos por el terreno, con multitud de daños directos sobre el enemigo (vidas humanas y material de guerra) o colaterales (vidas humanas de civiles y haciendas y bienes materiales)
Usted amenazó todo lo que quiso y más, señor Rajoy. Y su vicepresidenta, a quien usted le ha dado misiones que no sabe cumplir, también. De momento les ha salido bien la jugada, porque el miedo es libre y sus oponentes no estaban dispuestos a luchar y morir (como reza el eslogan de la fiel infantería) por sus ideales. Pero no vaya de prepotente por ahí diciendo que se va a volver a presentar a las elecciones porque es “un nene bueno que no ha hecho nada malo” ni se confíe demasiado porque la guerra del NE que usted ha impulsado durante años por intereses electoralistas no ha terminado y usted, a día de hoy, está ya bastante acabado política y personalmente. Sea usted inteligente alguna vez, señor Rajoy, y váyase a su casa a descansar. Déjenos a los españoles (ya somos mayorcitos) solucionar nuestros problemas. Seguro que lo hacemos mejor que con usted al frente del Gobierno. Y no amenace nunca más con sacar sus poderes (los castrenses) a pasear. Ni sabe, ni debe, ni puede usarlos.
               Madrid, 7 de Diciembre de 2017

Amadeo Martínez Inglés es militar con el grado de coronel, escritor e historiador
 http://www.unidadcivicaporlarepublica.es/index.php/opinion-actualidad/politica/17713-el-nudo-gordiano-catalan

domingo, 19 de noviembre de 2017

Bagdad se une al eje Moscú-Teherán-Damasco

El vicepresidente de Iraq, Nuri al Maliki, llegó a Moscú el 23 Julio para una visita de cuatro días y se reunió allí con el presidente ruso, Vladimir Putin y otros dirigentes rusos.
En un análisis, el periódico ruso Pravda, señaló que, durante la visita, Maliki mostró la determinación de Iraq a desafiar a EEUU expresando su oposición a la creación de bases norteamericanas en el país, denunciando el apoyo de Washington a los grupos terroristas y manifestando su voluntad de comprar armas rusas.
EEUU gastó más de 2 billones de dólares para invadir Iraq, según un estudio realizado por el Instituto de Estudios Internacionales de la Universidad de Brown. Dicha invasión causó un gran sufrimiento al pueblo iraquí además de casi un millón de muertos y estuvo basada en las mentiras de la Administración estadounidense sobre las inexistentes armas de destrucción masiva de Iraq -algo que recuerda las actuales mentiras de EEUU sobre el uso de armas químicas por el Ejército sirio-. Por lo tanto, está claro que la Casa Blanca y el Congreso harán todo lo que esté en su mano para intentar que Iraq no abandone la esfera de influencia de EEUU. Pero ¿pueden realmente hacer algo?
Iraq está estratégicamente localizado en Oriente Medio y es el segundo mayor productor de petróleo de la OPEP hoy. El país produce 5 millones de barriles de crudo al día, pero su producción en 2020 se incrementará a 8 millones, lo que significa que llegará prácticamente al mismo nivel de extracción que Arabia Saudí.
Dado que si EEUU utiliza el campo de la energía como arma política contra Rusia, podemos concluir que si Iraq desafía a EEUU y se une al eje Moscú-Teherán-Damasco, esto significaría una seria derrota geopolítica para EEUU en la región del Golfo Pérsico y el mundo.
“La guerra de EEUU contra Iraq llevó a la destrucción, la fragmentación y la difusión del caos en su territorio”, señala Nikolai Sujov, un investigador del Instituto de Orientalismo de la Academia de Ciencias de Rusia. Por supuesto, esto ha llevado a un incremento del sentimiento anti-norteamericano en todas las comunidades de Iraq, entre los musulmanes sunníes y los shiíes así como de los cristianos, que sufrieron todos un duro régimen de sanciones que privó a Iraq de productos básicos, entre ellos medicinas, entre 1991 y 2003.
Una indicación de que Iraq ya no es un aliado de EEUU es la cooperación entre Moscú y Bagdad en la esfera militar. Cabe señalar que Rusia e Iraq firmaron en 2012 un conjunto de acuerdos sobre cooperación técnico-militar por valor de 4.300 millones de dólares.
Tras la invasión de Iraq por el EI en 2014, Rusia e Iraq implementaron con rapidez un contrato para abastecer a Bagdad con armas rusas mientras EEUU se negó a entregar a Iraq aviones de combate F-16 ya pagados. Posteriormente, ha habido muchas denuncias de una ayuda norteamericana encubierta al EI en forma de lanzamientos de cajas con armas y municiones desde “misteriosos” aviones y helicópteros, según señalaron incluso miembros del Parlamento iraquí.


En junio de 2017, Rusia e Iraq firmaron un contrato para abastecer al país árabe con sofisticados tanques rusos T-90. De este modo, la cronología de compras de armas rusas por Bagdad muestra que Iraq prefiere estas últimas a las estadounidenses.


Al mismo tiempo que Maliki estaba en Moscú, el ministro de defensa iraquí, Irfan Hayali, visitaba Teherán el 22 de Julio de 2017, cuando firmó con su homólogo iraní, Hussein Dahkan, un memorando de entendimiento sobre cooperación en el campo de la defensa entre los dos países.
Este evento ha sido una bofetada de Bagdad a Washington porque tuvo lugar en un tiempo en el que la Casa Blanca acusaba cínicamente a Irán de ser un “patrocinador del terrorismo” y estaba llamando a los aliados de EEUU a “aislar al régimen iraní”. Esto es una muestra del fracaso de la diplomacia de EEUU en Iraq, país que ha sufrido precisamente del terrorismo del EI y otros grupos takfiris wahabíes patrocinados por Arabia Saudí y otros aliados de EEUU.
Precisamente, Irán e Iraq han prometido reforzar su cooperación militar para hacer frente a los terroristas y extremistas y su ideología. En este sentido, la revista norteamericana Newsweek reconoce que ambos países han sido objetivo de ataques terroristas y luchan juntos contra esta plaga. A diferencia de la de EEUU, la ayuda iraní ha sido determinante para que Iraq pudiera frenar primero al EI y luego pasar al contraataque y lograr una serie de victorias contra el grupo terrorista, la última de las cuales ha sido la liberación de Mosul.
Newsweek señala que EEUU teme una alianza estratégica entre Irán e Iraq. La revista enfatiza que los responsables norteamericanos no han reaccionado a la firma del acuerdo irano-iraquí. Ellos saben que tal alianza impedirá a EEUU jugar y dañar, como ha hecho hasta ahora, la seguridad de Iraq y de otros países de la región.


Hay además un factor religioso en esta alianza que los estadounidenses no alcanzan a comprender. Dos tercios de los iraquíes son shiíes y comparten las creencias de la gran mayoría de la población iraní. Millones de iraníes visitan los lugares santos shiíes de Kerbala y Nayaf cada año y los vínculos de tipo familiar entre ambas poblaciones se están extendiendo. Los centros de aprendizaje religioso de Qom y Nayaf mantienen sólidos vínculos y no cabe olvidar la influencia de la Mayaiyah (la Escuela Teológica de Nayaf) en la política iraquí. Los sabios religiosos iraquíes no desean ver una presencia estadounidense en su país.
Otro factor importante es la consolidación de las Fuerzas de Movilización Popular de Iraq (Hashid al Shaabi), que cuentan con cientos de miles de miembros y han sido objeto de una campaña permanente de hostilidad -principalmente mediática, pero en ocasiones también en forma de ataques aéreos- por parte de EEUU. El Hashid al Shaabi ha estado insistiendo en que no hay lugar para una presencia militar norteamericana en Iraq y se espera que esta milicia desempañe un creciente papel en el mundo de la política iraquí. Sus líderes han agradecido públicamente la ayuda de Irán y Hezbolá a Iraq, y en particular al Hashid al Shaabi, que comparte muchos vínculos personales e ideológicos con los anteriores.
Frente a todos estos factores, EEUU no tiene ninguna posibilidad de dañar la alianza que Irán e Iraq están creando y que tendrá una notable importancia a escala regional y mundial.
http://spanish.almanar.com.lb/107538

sábado, 23 de julio de 2016

¿Qué revelan los atentados en Arabia Saudí?




Yusuf Fernandez

Los ataques del EI en Arabia Saudí han puesto de manifiesto el fracaso de la política de Arabia Saudí en Oriente Medio y los intrínsecos peligros de la estrategia de utilizar el terrorismo para dañar a los vecinos y alcanzar objetivos políticos. En este sentido, es correcto citar, en el caso saudí, el refrán árabe de que la magia se ha vuelto contra el mago.

Los ataques fueron dirigidos a poner en cuestión los pilares en los que se basa al régimen saudí. Uno de ellos fue dirigido contra la Mezquita del Profeta en Medina, uno de los lugares clave de la Peregrinación o Hayy. Este atentado contribuye así a arrojar dudas sobre la seguridad de la Peregrinación pocas semanas antes de que ésta comience y un año después de que la avalancha de Mina dejara un saldo de más de 1.000 muertos. El segundo atentado tuvo lugar cerca del Consulado de EEUU, el principal protector del régimen saudí, en Yeddah y los otros dos en la región de Qatif, mayoritariamente habitada por shiíes, que han estado protestando en favor de reformas democráticas y el fin de la discriminación que sufren en el reino desde 2011.

Las fuerzas de seguridad saudíes, pese a estar dotadas de equipos y armas avanzadas, dieron una muestra de total ineficacia e impotencia, siendo incapaces de desbaratar ninguno de los atentados. Por otro lado, el reino wahabí tiende a buscar soluciones puramente de seguridad dejando de lado los aspectos religioso y político del problema, un planteamiento que, en el contexto saudí actual, es profundamente inefectivo.

El problema principal reside en que Arabia Saudí es una dictadura absolutista donde la población carece de ninguna vía no ya para participar en el gobierno del país sino para expresar su opinión. Cualquier crítica o protesta es equiparada al terrorismo.

La única fuente de legitimidad del régimen es un discurso religioso extremista que es difundido por una red de clérigos que son fieles funcionarios del Estado. Este discurso radical, que se exporta al extranjero a través de la financiación saudí de mezquitas y madrasas en diversas partes del mundo, justifica y patrocina el terrorismo y el sectarismo en países como Siria, Iraq y otros como medio de lograr los objetivos políticos saudíes. Aunque el régimen busca reprimir la salida de yihadistas al extranjero, por miedo a que regresen y continúen su lucha en casa, lo cierto es que miles de saudíes han ido a luchar a Siria o Iraq como consecuencia de las enseñanzas recibidas en los propios centros educativos y religiosos saudíes.

Afortunadamente, las guerras promovidas por el régimen saudí han fracasado en sus objetivos y los grupos terroristas a los que Riad patrocina no han logrado quebrar la voluntad de los pueblos de Siria e Iraq, que son conscientes del carácter criminal de aquellos y del tipo de sociedad brutal que intentan crear. Esto no impide, sin embargo, que los dos países hayan sufrido enormemente por la acción de tales grupos. En este sentido, los atentados de Arabia han servido para revelar no sólo que Arabia ha sufrido una derrota en Siria y Iraq, sino que ha perdido, al igual que ha pasado con Turquía, el control sobre los grupos terroristas a los que ha estado patrocinando.

La preeminencia del wahabismo como doctrina oficial saudí favorece al mismo tiempo el desarrollo de grupos terroristas wahabíes como el EI y Al Qaida dentro de la propia Arabia Saudí. No cabe duda de que muchos jóvenes saudíes están seducidos por el discurso de estos grupos y es imposible determinar el número de ellos que estarían dispuestos a unirse a ellos o seguir sus instrucciones.

De este modo, el peligro para el país no está en el extranjero ni procede de Irán, Siria u otros países o fuerzas que los medios saudíes citan a menudo. El peligro está en el propio sistema político y religioso del país y en el creciente descontento de su población ante la falta de reformas democráticas, la extensión de la corrupción, el empeoramiento de la economía y el predominio de una ideología radical que ha sido elevada a la categoría de doctrina oficial desde hace más de dos siglos.

El general Ibrahim Treki, portavoz del Ministerio del Interior saudí, reveló una real ignorancia acerca del peligro que acecha a su país cuando se apresuró a exonerar a ciudadanos saudíes de estar detrás de estos atentados y acusó directamente a extranjeros de ser los autores, viniendo a negar así que existan saudíes dispuestos a llevar a cabo acciones terroristas. Todo ello muestra que la política saudí sigue siendo una muestra de arrogancia, estupidez e ignorancia que pone en peligro a su propio país, a la región y al mundo. Esto debería llevar también a los protectores del régimen saudí -EEUU, Reino Unido y Francia- a reflexionar, más allá de cualquier consideración moral, sobre si podrán continuar controlando a Arabia Saudí y a su pueblo a través de su apoyo a la monarquía absolutista gobernante

Fuente: El Espía Digital

martes, 12 de julio de 2016

Putin: Siria es el epicentro de la lucha contra el terrorismo internacional


El presidente ruso, Vladimir Putin, ha afirmado que “Siria es el epicentro de la lucha contra el terrorismo” añadiendo que “el fin del conflicto en Siria está aún lejos”, informaron los medios rusos.

Expresándose durante la reunión de embajadores de Rusia en el Ministerio de Defensa ruso, Putin declaró que “los terroristas buscan apoderarse de armas químicas y es difícil de predecir cuál será su objetivo la próxima vez”.

“Siria es el epicentro de la lucha contra el terrorismo. Yo no exagero si digo que el futuro de Oriente Medio depende del destino de ese país. El tema de la guerra contra el EI se decidirá en suelo sirio. Los terroristas y extremistas de toda índole se reúnen bajo la bandera del EI debido a su aspiración común a tomar el control de todo el mundo islámico”.

“Aunque el fin del conflicto en Siria esté aún lejos, la experiencia de estos últimos meses en el país ha demostrado que la creación de un frente antiterrorista común, varias veces propuesto por Rusia, permitiría hacer frente a los peligros del terrorismo y otros desafíos que afronta la humanidad”, dijo Putin.

El presidente ruso agradeció a los militares rusos que “han hecho todo lo posible para hacer retroceder a los terroristas” y les han impedido intervenir en los asuntos internos de Siria. El presidente ha subrayado que los militares rusos habían contribuido mucho a la preservación de la independencia del Estado sirio.

El potencial de conflicto en el mundo no cesa de crecer

En lo que se refiere a la situación en Europa, Putin estimó que “el potencial de conflicto en el mundo no cesa de crecer y los riesgos afectan a nuevas regiones”.

“El potencial de conflicto aumenta y los riesgos en el campo de la seguridad económica y humanitaria no decrecen sino que, por el contrario, se multiplican y afectan a nuevas regiones en el mundo. Estoy convencido de que sólo podremos evitar las perturbaciones peligrosas y un desarrollo incontrolado de la situación por la vía del diálogo y la cooperación”, dijo Putin.

“La OTAN ha dado pasos reales que significan una confrontación con Rusia. La Alianza refuerza sus posiciones cerca de las fronteras rusas, lo que busca romper la paridad militar”.

“Nosotros somos acusados a menudo de llevar a cabo actividades militares”. ¿Dónde? ¿En nuestro territorio? Y parece que todo lo que está siendo desplegado en nuestras fronteras es normal”, añadió Putin.

“En Polonia y en los Países Bálticos, fuerzas de acción rápida son desplegadas, depósitos de armas ofensivas son reabastecidos y todo ello busca romper la paridad militar que se había creado desde hace decenas de años”, añadió.

viernes, 8 de julio de 2016

Rusia prepara el retorno de sus grandes operaciones aéreas en Siria

Yusuf Fernandez

Rusia advirtió recientemente por boca de su ministro de Exteriores, Serguei Lavrov, que no esperará indefinidamente para iniciar sus ataques aéreos contra el Frente al Nusra y otros grupos terroristas. Todo ello está basado en el principio de que, para Rusia, Siria es parte de su seguridad nacional y ésta precisa de la derrota allí de los grupos terroristas, que son los mismos que han estado ensangrentando las regiones del Cáucaso ruso. De este modo, Moscú cree que su operación antiterrorista en el país árabe debe ir hasta el final, es decir, hasta la total derrota de los grupos terroristas.

Algunos observadores se han preguntado si Rusia, en virtud de los acuerdos suscritos con EEUU, podría llevar a ceder terreno en Siria hasta el punto de poner fin a su operación militar allí o reducirla a un nivel insignificante. La respuesta a tal cuestión es claramente negativa. Ciertamente, Moscú ha estado bajo la presión de Washington para no atacar a los grupos terroristas, incluyendo al Frente al Nusra, alegando, en este último caso, que sus posiciones y bastiones militares resultan indistinguibles de los de otros grupos terroristas a los que el gobierno norteamericano no desea atacar. Al mismo tiempo, EEUU, junto con sus aliados francés y británico, se ha opuesto a la inclusión en la lista negra de organizaciones terroristas de la ONU de Ahrar al Sham y Yaish al Islam, pese a las conexiones de estos últimos con Al Qaida. 

Hay que señalar que, a pesar de los acuerdos ruso-norteamericanos en torno a unos mínimos en Siria, las relaciones bilaterales siguen presididas por un enfriamiento fruto de la expansión de la defensa antimisil norteamericana a Rumanía a Polonia así como el despliegue de la OTAN en el Báltico. En Siria, Rusia ha visto como miles de militantes de Al Nusra han entrado en el país durante el case de hostilidades. Este último ha servido fundamentalmente para dar tiempo a los grupos terroristas para reabastecerse y reforzarse, como demuestran sus recientes ataques en la provincia de Alepo.

Rusia ha llevado a cabo en los últimos días decenas bombardeos aéreos contra posiciones del Frente al Nusra en Alepo, especialmente en la carretera de Castelo, que supone la principal vía de abastecimiento de los terroristas que se hallan aislados en los barrios del este de la ciudad de Alepo. Esto podría ser la antesala del inicio de las operaciones aéreas más amplias que distintos responsables rusos han anunciado.

Hay que señalar también que, en estas últimas semanas, Rusia ha mantenido sus operaciones aéreas con los aviones que quedaron en la base aérea de Hamaimim tras la retirada parcial rusa en marzo pasado. Estas operaciones han ido dirigidos a lograr la liberación de Palmira y otras zonas y localidades del desierto del este de Siria así como de amplias zonas de la Guta Oriental en Damasco. Ahora, el esfuerzo ruso parece ser el de apoyar al Ejército sirio en su marcha hacia Raqqa. La selección de estas zonas geográficas estuvo basada en dos razones principales:

En primer lugar, el asestar un duro golpe al EI a sabiendas de que ni EEUU ni ningún otro país se atrevería públicamente a mostrar su oposición a tales operaciones. En segundo lugar, el Ejército busca tomar zonas del Norte y Este de Siria, donde EEUU y las Fuerzas Democráticas Sirias, integradas básicamente por milicias kurdas del YPG, podrían querer instaurar gobiernos de tipo federal sin el consentimiento de Damasco. Con una gran parte de Raqqa y del Este y Norte de Siria en poder del Ejército sirio tal proyecto sería imposible de implementar.

Ahora, sin embargo, las declaraciones de Lavrov sobre el fin de la moratoria rusa para no atacar a Al Nusra, en especial en Alepo e Idleb, deja bien claro que Rusia ha decidido bombardear a los grupos sobre cuya naturaleza terrorista no hay consenso con EEUU si no se han separado y desmarcado de Al Nusra en una próxima fecha. Estos grupos serán atacadis, de este modo, por su rechazo al cese el fuego y su cooperación con Al Nusra, un grupo definido como terrorista por la ONU. Esta nueva estrategia rusa es fruto del convencimiento de que la Administración norteamericana está llevando a cabo un doble juego en Siria, utilizando excusas como la “mezcla” entre terroristas “buenos” y en este caso el Frente al Nusra, con el fin de permitir que los terroristas se refuercen para continuar luchando contra el gobierno sirio mediante el flujo de armas y combatientes que discurre a través de la frontera turca.

Según el periódico ruso Trud, un enorme campo para las organizaciones terroristas que actúan en Siria ha sido creado en Turquía con hasta 9.000 terroristas. Entre los objetivos de estos militantes están las propias instalaciones militares rusas en Siria, como han mostrado los recientes atentados en Tartus y Jableh. Muchos de ellos proceden de Chechenia y el Cáucaso y su objetivo es regresar a la propia Rusia para llevar a cabo acciones terroristas allí una vez hayan terminado su estancia en Siria. En este campo se hallan decenas de terroristas buscados por los servicios de seguridad de Rusia. El entrenamiento está en manos de los servicios de inteligencia turcos. Según el periódico, Moscú ha comunicado a la OTAN que se reserva el derecho a atacar esta instalación si ella se convierte en una amenaza contra su seguridad nacional.

Aunque el inicio de la operación en Raqqa puede arrojar dudas sobre si otra gran ofensiva en Alepo está próxima, lo cierto es que el incremento de la actividad de los grupos terroristas en esta provincia ha convertido en urgente y necesaria una operación en gran escala del Ejército sirio con el apoyo de la aviación rusa y de sus aliados de Hezbolá e Irán en esta región  La derrota de Al Qaida y de sus aliados en Siria es un imperativo para la seguridad de Siria, Oriente Medio y el mundo.

Source: Sitio de Al Manar en Español  

miércoles, 6 de julio de 2016

La conferencia de Ginebra-3 y la victoria de Assad

Yusuf Fernandez

Existen muchos factores que han llevado a un cambio importante en la actual situación en Siria, que se convierte en cada vez más favorable para Damasco y el Ejército sirio.

En primer lugar, podemos citar la intervención militar rusa y las miles de misiones llevadas a cabo por la Fuerza Aérea rusa en el país. Rusia ha destruido miles de objetivos de los grupos terroristas en Siria en los pasados meses, incluyendo miles de camiones cisterna con petróleo robado por dichos grupos, y en especial el EI. Rusia ha llevado también tareas de equipamiento y entrenamiento del Ejército sirio elevando así su capacidad militar y su potencia de fuego.

En segundo lugar, el apoyo de la población siria al presidente, Bashar al Assad, y a su Ejército han demostrado ser factores igualmente decisivos para la derrota de la guerra de desgaste lanzada por EEUU contra Siria por medio del uso de grupos terroristas y que ha estado financiada por Arabia Saudí y Qatar. Esta guerra fue, en realidad, un intento de acabar con el eje de la resistencia por cuenta de Israel. En este mismo objetivo, hay que enmarcar también las sanciones norteamericanas contra Irán.

Los sirios son un pueblo altamente educado y con un fuerte sentido de conciencia nacional y no están dispuestos a caer en planteamientos sectarios o a ser gobernados por unos fanáticos wahabíes que impongan una brutal dictadura en el país, a similitud de la que existe en Arabia Saudí, que deje sin derechos a los ciudadanos, y en especial a las mujeres. Los sirios tampoco aceptarán ninguna dependencia ni subordinación a una potencia extranjera y mucho menos al reino wahabí por el que los sirios sienten un amplio desprecio.


Sin embargo, la derrota de los terroristas en el campo de batalla, el rechazo del pueblo sirio a los mismos y la firmeza de Irán, pese a las sanciones, llevaron a EEUU a modificar su estrategia, teniendo en cuenta además que el monstruo que ellos habían creado acabó por volverse contra el propio Occidente, como pudo verse en los recientes atentados de París.

Por otro lado, la política norteamericana de protección al EI en Siria e Iraq ha quedado desenmascarada ante el mundo, que ha podido comprobar los nulos resultados logrados por la coalición liderada por EEUU en comparación con los éxitos espectaculares obtenidos por las operaciones militares rusas en Siria en un período de tan sólo tres meses. Por otro lado, parlamentarios y militares iraquíes han puesto al descubierto los actos de envío de armas al EI en su territorio realizados por aviones y helicópteros de la coalición liderada por EEUU.

Todo este cúmulo de políticas fracasadas y las consecuencias inesperadas de su estrategia de respaldo a los grupos terroristas acabó por llevar a Washington a aceptar una negociación política en Siria, presionando a los grupos de oposición apoyados por Riad para que acudieran a la mesa de negociaciones de Ginebra-3, en contra de la voluntad de Arabia Saudí.

De momento, los primeros grandes derrotados por los actuales acontecimientos son los principales grupos armados que operan en Siria, como el EI, el Frente al Nusra o Ahrar al Sham, que han quedado fuera de las negociaciones y que no tendrán ningún futuro papel en el gobierno de Siria, según decisión de la comunidad internacional en su conjunto.

Existe también un creciente convencimiento dentro de la comunidad internacional de que la figura del presidente Bashar al Assad resulta irreemplazable en el actual devenir de Siria. Assad simboliza al Estado y su salida del poder llevaría a un hundimiento de éste o a su fuerte debilitamiento, lo que provocaría, a su vez, un caos en Siria y una expansión del terrorismo y el extremismo hacia Europa y los países occidentales en general. Algunos medios europeos y estadounidenses, que reflejan normalmente el pensamiento de la élite política y económica de esos países, hablan ya de que la estrategia occidental seguida en Siria en estos cinco años ha resultado ser errónea.

Esto ha sido ratificado por el propio Assad, que dijo poco después de los atentados de París que “el apoyo de Francia a los aliados de los terroristas es la causa que se halla detrás de la expansión del terrorismo”. En este contexto, todo el mundo comprende que los llamamientos al abandono del poder por parte del presidente Assad son cosa del pasado y el peligro real es el que EEUU, Francia, Arabia Saudí, Qatar y Turquía han incubado con sus políticas.

Arabia Saudí ha visto, por su parte, como sus intentos de sabotear la conferencia de Ginebra-3 han fracasado. En primer lugar, sus protegidos de la oposición siria se vieron obligados a acudir a la ciudad suiza después de que sus intentos de boicot fracasaran cuando algunos patrocinadores de la conferencia advirtieron que las negociaciones podrían proseguir con otros grupos de la oposición. En segundo lugar, Arabia Saudí ha sido criticada por varias organización opositoras sirias, que han denunciado el apoyo de dicho país al terrorismo y sus intentos de controlar a la oposición.

Estos intentos saudíes para tratar de descarrilar la conferencia han chocado con la política actual de EEUU. En este sentido, el secretario de Estado de EEUU, John Kerry, llamó por teléfono al ministro de Exteriores saudí, Adel al Yubair, para advertirle en contra de un boicot de la oposición que controla y, empleando un tono duro, le dijo: “¿Quieres que los rusos y el Ejército sirio aplasten al resto de la oposición en Siria? ¿O quieres convencer a tu joven amigo (refiriéndose a Mohammed bin Salman, el hijo del rey, que es ministro de Defensa y segundo príncipe heredero) que lleve a cabo una ofensiva contra los rusos en Siria?... Si ellos (los opositores) no salen para Ginebra, diles que se vayan al infierno”.

Los saudíes comprendieron entonces que su juego de obstáculos y retrasos había fracasado y que cualquier demora en la negociación significaría la total derrota militar de sus protegidos en Siria.

La realidad es que no existe una oposición moderada en Siria, con la excepción de la oposición interna y algunas figuras honorables que residen en el extranjero. La oposición apoyada por Riad son simples mercenarios sin influencia dentro de Siria y que no tienen ninguna oportunidad política ni electoral de gobernar Siria.

Por otro lado, su participación en la Conferencia de Ginebra es, en realidad, irrelevante, ya que ésta no es más que una pantomima que busca camuflar el hecho de que la solución política real será fraguada entre bastidores entre varias potencias internacionales y regionales, teniendo en cuenta las realidades del campo de batalla y los intereses y acuerdos que aquellas alcancen.

jueves, 9 de junio de 2016

Turquía transporta armas y municiones para los yihadistas que operan en Siria

Red Voltaire | 5 de junio de 2016
français



El ministerio de Defensa ruso publicó, el 3 junio de 2016, un video grabado desde un avión de reconocimiento. Las imágenes muestran largas filas de camiones provenientes de Turquía que transportan armas y municiones para los grupos armados que operan en Idlib, en territorio sirio.

Es actualmente imposible decir con precisión quiénes componen esos grupos armados. Lo que se sabe es que las potencias occidentales están aportando apoyo a diversos grupos armados de turcomanos, de kurdos y de árabes, anteriormente miembros del llamado Ejército Sirio Libre.

Según los ministerios de Defensa de la Federación Rusia y de la República Árabe Siria, la mayoría de los miembros de esos grupos son miembros del Frente al-Nusra, la rama siria de al-Qaeda.

El mismo día que fueron captadas las imágenes ya mencionadas, el propio Pentágono procedió al lanzamiento en paracaídas de cargamentos de armas sobre la región siria de Marea. Por el momento se ignora en manos de qué grupo cayó ese armamento.

La liberación de la región de Idlib por parte del Ejército Árabe Sirio sería un importante paso de avance hacia la liberación total de Alepo, la segunda ciudad en importancia de la República Árabe Siria, lo cual detendría los proyectos tendientes a derrocar la República y a instaurar en Siria un gobierno islamista.

lunes, 6 de junio de 2016

Washington pide a Moscú no atacar a al-Qaeda en Siria El Pentágono lanza cargamentos de armas en Siria




Por orden del Pentágono, armas destinadas a diferentes grupos fueron lanzadas en paracaídas en la región siria de Marea. Washington espera que esos grupos ayuden el Pentágono a expulsar el Emirato Islámico de la provincia siria de Raqqa.

Los grupos armados que reciben esa ayuda militar estadounidense, en violación del derecho internacional, son indistintamente
afiliados al YPG kurdo,
turcomanos bajo las órdenes de militares turcos
y árabes ex miembros del llamado Ejército Árabe Sirio, dirigido este último por militares franceses.

Los dos últimos grupos lucharon anteriormente contra la República Árabe Siria junto al Frente al-Nusra (al-Qaeda) y Ahrar al-Sham, dos organizaciones yihadistas responsables de crímenes contra la humanidad.

Washington pide a Moscú no atacar a al-Qaeda en Siria

FRANÇAIS



El ministro ruso de Exteriores, Serguei Lavrov, anunció el 4 de junio de 2016, que Estados Unidos solicitó a Rusia que no ataque a al-Qaeda en Siria.

En la región siria de Idlib, los grupos armados que Washington califica como «rebeldes moderados» están mezclados con las unidades del Frente al-Nusra, franquicia de al-Qaeda en Siria. El acuerdo de cese de hostilidades estipulaba que los grupos armados que cuentan con respaldo estadounidense se separarían de los grupos clasificados como «terroristas» en la lista oficial de la ONU, pero tal cosa no ha sucedido.

Según la versión oficialmente reconocida, al-Qaeda planeó y perpetró los atentados del 11 de septiembre de 2001, que costaron 2 977 vidas en Estados Unidos. También según la versión oficial, Estados Unidos invadió Afganistán e Irak porque esos países habían aportado apoyo a al-Qaeda –aunque Washington admitió posteriormente que, en realidad, Irak nunca estuvo implicado.

A lo largo de los últimos años, al-Qaeda financió el AKP turco, ayudó la OTAN a destruir el Estado libio e hizo «un buen trabajo» en Siria, según declaró públicamente –en 2012– el entonces ministro de Exteriores de Francia, Laurent Fabius.

Desde la publicación del libro L’Effroyable imposture, del intelectual y politólogo francés Thierry Meyssan, la mayoría de los Estados miembros de la OTAN califican toda expresión de duda sobre el papel de al-Qaeda en los atentados del 11 de septiembre de 2001 como «conspiracionismo» o «complotismo».

Washington pide a Moscú no atacar a al-Qaeda en Siria




El ministro ruso de Exteriores, Serguei Lavrov, anunció el 4 de junio de 2016, que Estados Unidos solicitó a Rusia que no ataque a al-Qaeda en Siria.

En la región siria de Idlib, los grupos armados que Washington califica como «rebeldes moderados» están mezclados con las unidades del Frente al-Nusra, franquicia de al-Qaeda en Siria. El acuerdo de cese de hostilidades estipulaba que los grupos armados que cuentan con respaldo estadounidense se separarían de los grupos clasificados como «terroristas» en la lista oficial de la ONU, pero tal cosa no ha sucedido.

Según la versión oficialmente reconocida, al-Qaeda planeó y perpetró los atentados del 11 de septiembre de 2001, que costaron 2 977 vidas en Estados Unidos. También según la versión oficial, Estados Unidos invadió Afganistán e Irak porque esos países habían aportado apoyo a al-Qaeda –aunque Washington admitió posteriormente que, en realidad, Irak nunca estuvo implicado.

A lo largo de los últimos años, al-Qaeda financió el AKP turco, ayudó la OTAN a destruir el Estado libio e hizo «un buen trabajo» en Siria, según declaró públicamente –en 2012– el entonces ministro de Exteriores de Francia, Laurent Fabius.

Desde la publicación del libro L’Effroyable imposture, del intelectual y politólogo francés Thierry Meyssan, la mayoría de los Estados miembros de la OTAN califican toda expresión de duda sobre el papel de al-Qaeda en los atentados del 11 de septiembre de 2001 como «conspiracionismo» o «complotismo».

Red Voltaire

Voltaire, edición Internacional
Enfoques
En breve
Controversias
Hoja Diplomática