11 personas buscadas por INTERPOL


viernes, 24 de abril de 2015

4 millones de muertos en Afganistán, Pakistán e Irak desde 1990. Las víctimas ignoradas de las guerras de Occidente

Las víctimas ignoradas de las guerras de Occidente

4 millones de muertos en Afganistán, Pakistán e Irak desde 1990

En los países occidentales, la opinión pública vive convencida de que el colonialismo es cosa del pasado, cree que sus Estados ya no practican las matanzas en masa. La realidad es muy diferente. Varias asociaciones internacionales acaban de demostrar que sólo en Afganistán, Pakistán e Irak, las guerras impuestas por las naciones occidentales ya han dejado probablemente más de 4 millones de muertos.

| Londres (Inglaterra)
+

JPEG - 38.5 KB
Vistas desde Asia, las guerras occidentales no han aportado ayuda ni democracia. Tampoco han vengado los atentados del 11 de septiembre de 2001. Sólo han sembrado muerte y desolación.
Un importante estudio demuestra que la «guerra contra el terrorismo» encabezada por Estados Unidos ha matado a 2 millones de personas. Pero sólo se trata de un conteo parcial de las muertes de las que Occidente es responsable en Irak y Afganistán desde hace más de 2 décadas.
El mes pasado, Physicians for Social Responsibility (PSR), prestigiosa ONG con sede en Washington DC, publicó un estudio clave [disponible para su descarga a través del vínculo que aparece al final de este trabajo]. Ese estudio demuestra que el balance sobre las pérdidas de vidas humanas de más de una década de «guerra contra el terrorismo», desde los atentados del 11 de septiembre de 2001, se eleva como mínimo a 1,3 millones de muertos. Según esta ONG, ese conteo podría alcanzar incluso los 2 millones.
Publicado por un equipo de doctores que obtuvo el Premio Nobel de la Paz [En 1985, cuando ganar ese premio todavía significaba algo. Nota de la Red Voltaire.], este informe de 97 páginas es el primer conteo del número total de bajas civiles provocadas por las intervenciones «antiterroristas» desatadas bajo la égida de Estados Unidos contra Irak, Afganistán y Pakistán.
Este informe del PSR fue redactado por un equipo interdisciplinario de expertos de primera línea en materia de salud pública, entre los que se encuentra el Dr. Robert Gould, director a cargo de la sensibilización y la educación de los profesionales de la salud en Centro Médico de Universidad de California (San Francisco). Entre sus redactores también podemos citar al profesor Tim Takaro, quien enseña en la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Simon Fraser (Canadá).
Sin embargo, este estudio ha sido casi totalmente ignorado por los medios de difusión anglófonos [al igual que por la prensa francófona y por la prensa en español. Nota de la Red Voltaire.]. Se trata del primer intento –realizado por una organización mundialmente prestigiosa– de presentar un cálculo científicamente realizado del número de personas muertas a causa de la «guerra contra el terrorismo» desatada por Estados Unidos [, Francia] y Gran Bretaña.

Cuidado con las lagunas

El Dr. Hans von Sponeck, ex secretario general adjunto de la ONU, describe este informe del PSR como una
«importante contribución para reducir el abismo entre los estimados confiables sobre las víctimas de la guerra –en particular la cifra de civiles en Irak, Afganistán y Pakistán– y los balances tendenciosos, manipulados e incluso falsificados».
Este estudio contiene un reexamen científico de los antiguos estimados sobre el número de víctimas de la «guerra contra el terrorismo». En el caso de Irak, el estudio es particularmente crítico al referirse al balance habitualmente citado por los grandes medios de difusión, o sea los 110 000 muertos que expone el Iraq Body Count (IBC). Esas cifras se obtuvieron mediante el conteo de las bajas civiles anunciadas en los medios de prensa. Pero el PSR ha encontrado graves lagunas y otros problemas metodológicos en esa forma de conteo.
Por ejemplo, de los 40 000 cadáveres enterrados en Nayaf desde el inicio de la guerra de Irak en 2003, el IBC contó solamente 1 354 muertos en esa ciudad durante el mismo periodo. Ese ejemplo indica la gran diferencia entre las cifras del IBC en la ciudad de Nayaf y el balance real. En este caso, las cifras reales son 30 veces superiores.
La base de datos del IBC está llena de esas diferencias [entre las cifras que registra y la realidad]. En otro ejemplo, esta organización registró solamente 3 incursiones aéreas en cierto momento de 2005. En realidad, la cantidad de ataques aéreos había aumentado aquel año de 25 a 120. Nuevamente, los datos reflejados son 40 veces inferiores a la realidad.
Según el informe del PSR, el controvertido estudio de la revista británica The Lancet, que había estimado en 655 000 el número de muertos en Irak entre 2003 y 2006 –y en más de 1 millón hasta hoy, mediante una extrapolación– estaba probablemente mucho más cerca de la realidad que las cifras del IBC. En realidad, este informe confirma un cuasi consenso entre los epidemiólogos sobre la confiabilidad del estudio publicado en The Lancet.
A pesar de una serie de críticas justificadas, la metodología estadística aplicada en ese trabajo es el modelo universalmente reconocido para determinar la cantidad de muertos en las zonas de conflicto. Por cierto, es la que utilizan los gobiernos y las agencias internacionales.

Una negación politizada

El PSR analizó también la metodología y las conclusiones de otros estudios que indican un balance inferior de pérdidas humanas, como un artículo del New England Journal of Medicine que también contiene cierta cantidad de lagunas.
El mencionado artículo no tiene en cuenta las cifras de las provincias más afectadas por las operaciones militares, o sea Bagdad, al-Anbar y Ninive. En realidad, el artículo del New England Journal of Medicine se basa en los datos erróneos del IBC al extrapolar las cifras sobre esas regiones. Y también impuso «restricciones motivadas por razones políticas» a la recolección y análisis de los datos. Por ejemplo, las entrevistas fueron realizadas por el ministerio iraquí de Salud, en aquel momento «totalmente dependiente de la potencia ocupante». Bajo la presión de Estados Unidos– ese ministerio iraquí se había negado a publicar sus datos sobre las muertes de iraquíes oficialmente registradas.
En particular, el PSR analizó las alegaciones de Michael Spaget, John Sloboda y otros críticos que describieron como «fraudulentos» los métodos de recogida de datos del estudio de The Lancet. Según la ONG, tales argumentos carecen de fundamento.
Las pocas «críticas legítimas», según el PSR, «no afectan la credibilidad de los resultados de las investigaciones de The Lancet en su conjunto. Esas cifras siguen siendo los mejores estimados actualmente disponibles». Las conclusiones de «The Lancet» también se ven corroboradas por los datos de un nuevo estudio realizado por la revista científica PLOS Medicine, que contabilizó 500 000 víctimas de la guerra en Irak. En total, el PSR ha logrado determinar que la cantidad más probable de muertos civiles en ese país desde 2003 asciende a 1 millón.
El estudio del PSR agrega a ese balance al menos 220 000 muertos en Afganistán y 80 000 en Pakistán, víctimas directas o indirectas de la campaña militar encabezada por Estados Unidos. En otras palabras, esta ONG presenta un «estimado conservador» que se eleva a 1,3 millones de muertos en Irak, Afganistán y Pakistán. Sin embargo, las cifras reales podrían fácilmente «sobrepasar los 2 millones».
Pero el propio estudio del PSR también presenta ciertas lagunas. Primeramente, la «guerra contra el terrorismo» iniciada después del 11 de septiembre de 2001 no era nada nuevo sino una simple prolongación de las políticas intervencionistas ya iniciadas anteriormente en Irak y Afganistán.
Por otra lado, la carencia de datos sobre Afganistán significa que el estudio del PSR probablemente subestimó el balance de bajas humanas en ese país.

Irak

La guerra de Irak no comenzó en 2003 sino en 1991, con la primera guerra del Golfo, a la que siguió la aplicación de un régimen de sanciones impuesto a través de la ONU.
Un estudio anterior del propio PSR, realizado por la entonces demógrafa del Buró de Censos de Estados Unidos Beth Daponte, ha demostrado que la cantidad de muertes de iraquíes provocadas por la primera guerra del Golfo se elevaba a cerca de 200 000, principalmente víctimas civiles [1]. Aquel estudio fue censurado por las autoridades.
Después de la retirada de la coalición encabezada por Estados Unidos, [la primera guerra del Golfo] prosiguió en el plano económico, a través de las sanciones de la ONU, impuestas por Estados Unidos y Gran Bretaña. El pretexto que se invocó para justificar aquellas sanciones fue impedir que el presidente Sadam Husein lograse tener acceso a los elementos necesarios para la fabricación de posibles armas de destrucción masiva. Pero bajo aquel embargo, los bienes cuyo acceso se prohibió a Irak incluían gran cantidad de productos de primera necesidad, indispensables para la población civil.
Cifras de la ONU, que nunca han sido puestas en dudas, demuestran que alrededor de 1,7 millones de civiles iraquíes murieron por causa de ese brutal régimen de sanciones impuesto por Occidente y que la mitad de esos muertos fueron niños [2].
Y parece que las sanciones tenían como objetivo provocar esa gran cantidad de muertos. Entre los bienes prohibidos [a Irak] por las sanciones de la ONU estaban los productos químicos y el equipamiento esencial para el funcionamiento del sistema iraquí de tratamiento del agua. El profesor Thomas Nagy, de la Escuela de Comercia de la Universidad George Washington, descubrió un documento secreto de la agencia de inteligencia del Pentágono (la DIA, Defence Intelligence Agency), documento que, según el profesor Nagy, constituye
«un plan inicial de genocidio contra el pueblo iraquí».
En un artículo científico redactado en el marco de la Asociación de Investigadores sobre los Genocidios de la Universidad de Manitoba (Canadá), el profesor Nagy explicó que el documento de la DÍA revelaba con «lujo detalles, un método perfectamente operacional para “degradar completamente el sistema de tratamiento de aguas” de toda una nación» a lo largo de una década. De esa manera, la política de sanciones crearía
«las condiciones favorables a la amplia propagación de enfermedades, como epidemias de gran envergadura (…) liquidando así gran parte de la población iraquí» [3].
Por consiguiente, sólo en el caso de Irak, la guerra de Estados Unidos contra ese país mató 1,9 millones de iraquíes, desde 1991 hasta 2003. Y a partir de 2003 se registran más o menos 1 millón de muertes más. Así que la agresión de Estados Unidos contra Irak costó en total cerca de 3 millones de vidas de iraquíes.

Afganistán

En Afganistán, el número total de víctimas mencionado en el estimado del PSR también parece estar muy por debajo de la realidad. Seis meses después de la campaña de bombardeos de 2001, el periodista del Guardian Jonathan Steele reveló que entre 1 300 y 8 000 afganos habían sido víctimas mortales directas [4]. Steele agregaba que las consecuencias de la guerra habían provocado un exceso de mortalidad al provocar la muerte de unas 50 000 personas.
En su libro, Body Count: Global Avoidable Mortality Since 1950, el profesor Gideon Polya aplicó la misma metodología que el Guardian para analizar los datos anuales de mortalidad de la División de Población de la ONU [5]. Así pudo calcular las cifras plausibles del exceso de mortalidad en Afganistán. Bioquímico retirado de la Universidad de La Trobe (Melbourne, Australia), Polya llegó a la conclusión de que el total de decesos evitables en Afganistán –país en estado de guerra permanente desde 2001 y sometido a las privaciones que le impone el ocupante– se elevaba a 3 millones (entre los que se cuentan los fallecimientos de 900 000 niños de menos de 5 años).
Aunque ninguna revista universitaria publicó los descubrimientos del profesor Polya, el estudio que presenta en Body Count, su libro de 2007, ha sido recomendado por Jacqueline Carrigan, profesora de sociología de la Universidad del Estado de California [6]. Jacqueline Carrigan ha presentado este estudio como «una mina de datos sobre la situación global de la mortalidad» en una reseña publicada en la revista Socialism and Democracy de las ediciones universitarias Routledge.
Como en el caso de Irak, la intervención de Estados Unidos en Afganistán comenzó, mucho antes del 11 de septiembre de 2001, en 1992 bajo la forma de una ayuda militar, logística y financiera clandestina de Estados Unidos a los talibanes. Aquella ayuda secreta favoreció la conquista violenta de cerca del 90% del territorio afgano por parte de los talibanes [7].
En 2001, la Academia Nacional de Ciencias publicó un informe titulado Forced Migration and Mortality [8]. En ese estudio, Steven Hansch –epidemiólogo de primer plano y director de Relief International– subrayaba que el incremento de la mortalidad provocado en los años 1990 por las consecuencias de la guerra había dejado entre 200 000 y 2 millones de muertos en Afganistán. Por supuesto, la Unión Soviética es en parte responsable de la devastación de la infraestructura civil de ese país, la cual creó las bases de ese desastre humanitario.
Al adicionarlas, esas cifras sugieren que en Afganistán el balance total de las consecuencias directas e indirectas de las operaciones estadounidenses [y occidentales] desde el inicio de los años 1990 hasta el día de hoy podría ser estimado entre 3 y 5 millones de muertos.

La negación

Según las cifras que acabamos de estudiar, el total de muertes provocadas por las intervenciones occidentales en Irak y Afganistán desde los años 1990 –entre las muertes provocadas directamente por la guerra y las que se deben a las privaciones provocadas a largo plazo por la guerra– podría elevarse a unos 4 millones: 2 millones de muertos en Irak entre 1990 y 2003 y 2 millones a causa de la «guerra contra el terrorismo». Si tomamos en cuenta los elevados estimados sobre el exceso de mortalidad [consecuencia de la guerra] en Afganistán, este balance podría elevarse incluso a 6 u 8 millones de muertos.
Es posible que esas cifras sean demasiado altas pero nunca podremos saberlo con certeza. En efecto, las políticas de las fuerzas armadas de Estados Unidos y de Gran Bretaña consisten en no contabilizar las muertes de civiles provocadas por sus operaciones, muertes consideradas como incidentes sin interés.
Debido a la grave carencia de datos en Irak, a la cuasi total inexistencia de archivos en Afganistán así como a la indiferencia de los gobiernos occidentales ante todo lo concerniente a las muertes de civiles, resulta literalmente imposible determinar la verdadera cantidad de fallecimientos que esas intervenciones han provocado.
Al no existir ni la más mínima posibilidad de comprobarlas, esas cifras proporcionan estimados plausibles basados en la aplicación de la metodología estadística basada en las mejores pruebas disponibles –aún tratándose de pruebas particularmente escasas. A falta de datos precisos, estos estimados nos proporcionan una idea de la magnitud de la destrucción.
La mayoría de esas muertes fueron justificadas invocando la lucha contra la tiranía y contra el terrorismo. Sin embargo, gracias al silencio cómplice de los medios masivos de difusión, la mayoría de la ciudadanía no tiene la menor idea del verdadero alcance de este terror permanente que la tiranía estadounidense y británica impuso en Afganistán e Irak, en nombre de los ciudadanos de Estados Unidos y del Reino Unido.

Documentos adjuntos

 
[1] “Toting the Casualties of War”, Bloomberg Business, 5 de febrero de 2013.
[2] Behind the War on Terror: Western Secret Strategy and the Struggle for Iraq, Nafeez M. Ahmed, New Society Publishers, 1º de septiembre de 2003).
[3] “The Role of Iraq Water Treatment Vulnerabilities in Halting One Genocide and Preventing Others”, Thomas J. Nagy, Association of Genocide Scholars, 12 de junio de 2001.
[4] “Forgotten victims”, Jonathan Steele, The Guardian, 20 de mayo de 2002.
[5] Body Count Global Avoidable Mortality Since 1950, Gideon Polya, G.M. Polya, Melbourne (2007).
[6] “Body Count: Global Avoidable Mortality Since 1950”, Jacqueline Carrigan, Socialism and Democracy, 13 de abril de 2011.
[7] “Islamic State is the cancer of modern capitalism”, Nafeez M. Ahmed, Middle East Eye, 27 de marzo de 2015.
[8] Forced Migration and Mortality, Holly E. Reed and Charles B. Keely, Editors; Roundtable on the Demography of Forced Migration; Committee on Population; Division of Behavioral and Social Sciences and Education; National Research Council (2001).
http://www.voltairenet.org/article187311.html

lunes, 20 de abril de 2015

Nasrolá se solidariza con el pueblo yemení y dice “basta” a los Al Saud

Nasrolá se solidariza con el pueblo yemení y dice “basta” a los Al Saud
La doctrina wahabí es la fuente del terrorismo de Al Qaeda y sus ramas

Miles de personas se han concentrado esta tarde en el recinto de “Sayyed al Shohada” y en sus alrededores, en la periferia sur de la capital de Líbano, Beirut, en un acto de solidaridad con el pueblo yemení y condena a la agresión saudí-estadounidense, convocado por Hezbolá.

Bajo el lema “palabra justa contra los tiranos”, y en el marco de una “campaña de solidaridad con el valiente pueblo yemení”, se ha iniciado el acto que simboliza la posición de Hezbolá a favor del pueblo agredido por el Reinado de Al Saud. En medio de la multitud se veía una gran pancarta donde se puede leer “estamos con vosotros, no os abandonaremos”.

solidaridad con el pueblo de Yemen

El secretario general de Hezbolá, Sayyed Hassan Nasrolá, ha iniciado su discurso, a través de una pantalla gigante, dando las gracias a los participantes en este acto de solidaridad, y ha subrayado que “es un deber humano y moral estar al lado del pueblo yemení y contra la criminal agresión”.

Nasrolá ha recordado que en estas fechas (abril) del año 1996, Líbano fue objetivo de una criminal agresión israelí, apoyada por Estados Unidos, y que durante la cual los sionistas cometieron la horrible masacre de Qana, pero gracias a los valientes combatientes de Hezbolá y el Movimiento Amal, “vencimos a los agresores”. También en Yemen los agresores serán vencidos, ha añadido.

Sayyed Nasrolá ha recalcado que la agresión saudí contra Yemen tiene razones políticas, y que los agresores que justifican su agresión con argumentos falsos, como que ellos luchan en nombre de los árabes, pero los yemeníes son árabes auténticos y “los agresores no se sabe de dónde han venido”.

solidaridad con el pueblo de Yemen

El verdadero peligro que amenaza los lugares santos en Arabia viene del grupo terrorista Daesh y de la mentalidad wahabí, ha dicho Nasrolá, citando un hecho histórico cuando los Al Saud (en el año 1926) emprendieron una campaña de destrucción de símbolos religiosos en Arabia que fue frenada por dos naciones, India (la actual Pakistán) y Egipto.

Hassan Nasrolá ha afirmado que la agresión saudí pretende exterminar al pueblo yemení y la destrucción de la estructura básica del país, y ha subrayado que lo que ocurre actualmente en Yemen es similar a la agresión israelí contra Líbano en julio del año 2006, lo que demuestra que los agresores son los mismos y la mentalidad es la misma, y el resultado también será el mismo.

También ha asegurado que Arabia Saudí ha fracasado en lograr sus objetivos declarados, como el regreso del ex-presidente fugitivo, Abdrabu Mansur Hadi, o romper la voluntad del pueblo yemení, asimismo ha fracasado en transformar el conflicto en luchas internas.

solidaridad con el pueblo de Yemen

El líder de la Resistencia ha afirmado que la agresión saudí únicamente logró conseguir la enemistad de todo el pueblo yemení, y que Arabia Saudí quiere “con su dinero” comprar la “conciencia” de ejércitos extranjeros para que realicen una invasión terrestre.

Nasrolá ha saludado la decisión del Gobierno pakistaní de no participar en la injusta agresión y lo ha reclamado, junto al Gobierno egipcio, a intervenir para evitar la total destrucción de un país árabe.

Sayyed Nasrolá ha concluido su discurso con un llamado a Todo el mundo para que diga “basta” a los crímenes de Al Saud, aclarando que la doctrina wahabí (la de Al Saud) es la fuente del terrorismo de Al Qaeda y sus diversas ramas, Daesh. Al Nusra, Al Shabab y Boko Haram. Asimismo ha reiterado que las amenazas no nos impedirá levantar la voz muy alta y manifestar nuestra posición abiertamente y decir “basta” a los crímenes de Al Saud, recordando que el principal perdedor por lo que ocurre en la región es la causa palestina, y el beneficiado es el enemigo sionista.

martes, 31 de marzo de 2015

'Der Spiegel': Grecia quiere pedir ayuda económica a Rusia


Grecia tiene la intención de pedir ayuda a Rusia Reuters
El Gobierno griego quiere pedir a Rusia una reducción de los precios del gas y el levantamiento del embargo sobre el suministro de ciertos tipos de productos griegos, informa la publicación Spiegel Online.

Grecia planea pedir a Rusia apoyo para su economía, escribe la publicación alemana 'Der Spiegel'. Según esta información, el gobierno de Alexis Tsipras solicitará en Moscú la reducción de los precios del gas natural para los consumidores griegos. Además, Atenas pretende que Moscú levante el embargo de determinados productos agrícolas griegos, en particular frutas.
El ministro de Reforma Industrial, Protección del Medio Ambiente y Energía griego Panagiotis Lafazanis y el representante parlamentario del partido gobernante Syriza Thanasis Petrakos pretenden realizar esta solicitud a las autoridades rusas durante la visita de dos días a Moscú prevista para los días 30 y 31 de marzo.

Lea más: Medio alemán: En caso de salir de la zona euro, Grecia se aliará con Rusia

http://actualidad.rt.com/actualidad/170575-grecia-rusia-ayuda-gas-embargo

lunes, 30 de marzo de 2015

Arabia Saudí no excluye fabricar armas nucleares

Arabia Saudí no excluye fabricar armas nucleares

El embajador saudí en EEUU dijo en unas declaraciones a la CNN que su nación no excluía fabricar armas nucleares. 

-----------

Arabia Saudita no descarta la posibilidad de adquirir armas nucleares
Publicado: 30 mar 2015 08:17 GMT

wikipedia.org / Foto de Lockheed Martin / Fotografía de dominio público

Arabia Saudita no excluye la creación o adquisición de armas nucleares, según su embajador en Estados Unidos, Adel al-Jubeir.

En una entrevista concedida a la cadena CNN, el diplomático respondió a la pregunta sobre si su país algún día podría desarrollar armas nucleares, diciendo que ese tema "no lo discutiría en público", según informó 'The Independent'.

Las declaraciones llegan ante la perspectiva de un acuerdo nuclear con Irán -rival regional de Arabia Saudita-, no excluido por Estados Unidos.

En 2012, el Gobierno saudita amenazó con adquirir armas nucleares en caso de éxito del programa nuclear iraní, que Occidente y sus aliados acusan de tener fines militares, algo que Teherán desmiente.

Las agencias de inteligencia estadounidenses creen que la monarquía saudita ha pagado hasta el 60% del desarrollo nuclear de Pakistán a cambio de la posibilidad de comprarle ojivas nucleares, según informó 'The Guardian' en el 2010.

http://actualidad.rt.com/actualidad/170583-arabia-saudita-armas-nucleares

sábado, 28 de marzo de 2015

El temor de Alemania ante el belicismo de los halcones estadounidenses

alt

Estados Unidos anunció el aumento de la ayuda militar no letal al Ejército Ucraniano. Pese a las críticas de Moscú, que entiende que incluso esta ayuda no letal (fundamentalmente drones de reconocimiento, Humvees y radares para detectar la artillería enemiga) es contraria a los acuerdos de Minsk y socava las posibilidades de encontrar una solución política al conflicto, el Gobierno estadounidense sigue bajo presión del Congreso para aumentar la ayuda militar y comenzar a aportar ayuda militar letal al Ejército Ucraniano. Ante las voces más belicistas que llegan desde Estados Unidos y algunos países del este de Europa, Alemania trata de evitar la escalada de violencia que la entrega de armamento al Gobierno de Kiev supondría sobre el terreno.

Aunque todo indica que –por ahora- el Presidente Obama apoya los esfuerzos de Merkel por encontrar una solución diplomática para el conflicto de Ucrania, Alemania parece percibir de forma creciente que los halcones en Washington quieren torpedear esta aproximación. Las declaraciones públicas del General Philip Breedlove el día 4 de marzo, señalando que todo iba a peor en la zona del Donbass, con un aumento de la presencia militar rusa, no han ayudado a tranquilizar a Alemania. Todas estas cuestiones se analizan el 6 de marzo en un artículo de Der Spiegel, Breedlove’s Bellicosity: Berlin Alarmed by Aggressive NATO Stance on Ukraine.

Respecto al papel de Breedlove, el artículo señala que “El gobierno alemán está alarmado. ¿Están los estadounidenses tratando de frustrar los esfuerzos europeos de mediación liderados por la canciller Angela Merkel? Fuentes de la Cancillería se han referido a los comentarios de Breedlove como “propaganda peligrosa””. Esta situación incluso ha llevado al ministro de Asuntos Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier, a comentar la posición del General estadounidense con el Secretario General de la OTAN, Jens Stoltenberg.

Los europeos favorables a una solución negociada también ven con preocupación la posición de Nuland, a la que consideran como uno de los principales apoyos de una Ucrania rearmada: “A ella y otros les gustaría ver a Washington entregar armas a Ucrania y están apoyados por los republicanos del Congreso así como por muchos demócratas poderosos”, dice el Spiegel. “Podemos luchar contra los europeos, luchar contra ellos retóricamente”, dijo Nuland durante una reunión privada de los funcionarios estadounidenses en el marco de la Conferencia de Seguridad de Munich a principios de febrero”, prosigue la revista. Nuland ya ha advertido del “reino de terror” en el que se ven obligados a vivir los residentes de Crimea y de lo que llama el Donbass ocupado por Rusia en su más reciente intento por justificar su postura.

Los autores del artículo en la revista alemana ven a Obama completamente aislado. El resultado del viaje de Andriy Parubiy a Canadá y Estados Unidos, las declaraciones de congresistas y altos cargos estadounidenses y la cobertura mediática así parecen ponerlo de manifiesto. Sin embargo, aunque quieren pensar que Obama ha dado por ahora su apoyo a los esfuerzos diplomáticos de Merkel, reconocen al mismo tiempo que “ha hecho poco para tranquilizar a aquellos que buscan aumentar las tensiones con Rusia y entregar armas a Ucrania. Fuentes en Washington dicen que los comentarios belicosos de Breedlove son previamente autorizados por la Casa Blanca y el Pentágono. El general, dicen, asume el papel de “super halcón” cuya función es la de aumentar la presión sobre los socios transatlánticos de Estados Unidos que se muestran más reservados”. “Fuentes de Berlín también dicen que se ha vuelto visible que las polémicas declaraciones de Breedlove se hacen a menudo cuando se da un paso adelante en las difíciles negociaciones encaminadas a una solución política”.

Según Der Spiegel, halcones como Breedlove o Victoria Nuland están haciendo lo que pueden para allanar el camino para las entregas de armas. “Cuando se trata del objetivo de entregar armas a Ucrania, Nuland y Breedlove trabajan mano a mano. En el primer día de la Conferencia de Seguridad de Munich, los dos reunieron a la delegación de Estados Unidos a puerta cerrada para discutir su estrategia para romper la resistencia de Europa a armar a Ucrania”, dicen los autores del artículo.

El problema de fondo, para la revista alemana, es el trasfondo de la política de los halcones de EEUU, centrada en realidad en la caída del régimen de Putin en Rusia: “Los socios transatlánticos también tienen diferentes objetivos. Mientras el objetivo de la iniciativa franco-alemana es estabilizar la situación en Ucrania, es Rusia la que preocupa a los halcones dentro de la Administración de Estados Unidos. Quieren reducir la influencia de Moscú en la región y desestabilizar el poder de Putin. Para ellos, el resultado soñado sería un cambio de régimen en Moscú”.

¿Murió en vano el soldado Dmytro Lisovenko?

El 22 de febrero, durante su estancia en Toronto, Andriy Paruby es entrevistado por el semanario de la diáspora ucraniana The New Pathway. En la entrevista, publicada el día 28, Parubiy señala que “en Ucrania [] los mejores hijos e hijas de la nación han muerto y siguen muriendo por Europa y todo el mundo civilizado. Si Ucrania cae en manos de Putin, sólo podemos adivinar qué país será el próximo. Y es una misión para todos los ucranianos en Ucrania y para la diáspora hacer saber al mundo que Ucrania necesita todo tipo de ayuda, incluidas armas y equipamiento“.

Parubiy insiste en que “Ucrania sigue teniendo un objetivo – expulsar al ocupante de su territorio, y para lograrlo utilizará todos los medios posibles. Yo respeto los esfuerzos diplomáticos del presidente Poroshenko [se refiere a su petición de traslado de fuerzas de paz al Donbass], también vamos a seguir recurriendo a la fuerza militar”.

Dmytro Lisovenko Photo: panorama.sumy.ua

El 6 de marzo de 2015, el editorial del New Pathway vuelve sobre la cuestión, utilizando a la muerte el pasado 12 de febrero, en el frente de Debaltsevo, del soldado ucraniano, Dmytro Lisovenko. Y lanza la siguiente pregunta: ¿Murió Dmytro en vano? Recogiendo la línea de acusación a Occidente de apaciguamiento, el editorial denuncia el muro de indiferencia en el Oeste ante las muertes del conflicto. Acusa a Susan Rice de mantener su presión sobre Obama para que no facilite armas letales a Ucrania y al Secretario británico Philip Hammond de pusilanimidad por considerar la exclusión de Rusia del sistema SWIFT como una opción extrema.

Después de señalar que Putin quiere más partes de Ucrania, se pregunta por cuántas personas más tienen que morir defendiéndose de la agresión rusa. Pero los editorialistas de The New Pathway invierten los términos. Los soldados ucranianos no mueren en el Donbass por defenderse del avance ruso sino, como señala Parubiy, por recuperar el territorio perdido frente a otros ucranianos que no quieren vivir bajo su yugo y que, cuanto más avanza la guerra, quizás tengan menos deseos de seguir siendo ucranianos. Dmytro Lisovenko murió por la vanidad de políticos irresponsables, cada vez más cegados con denuncias histéricas como la de The New Pathway, que no quieren lo que ya parece imposible: una Ucrania para todos los ucranianos.

La hipocresía que subyace a todo este discurso la reflejan a la perfección las declaraciones de Derek Chollet, un antiguo asesor de Obama para asuntos de seguridad internacional. El día 24 es de los que se unen al coro de los que señalan que ha llegado la hora de enviar misiles Javelin a Ucrania para “elevar los costes para Moscú y aumentar la moral ucraniana”. Pero, teniendo en cuenta el tiempo requerido para aportar la ayuda, así como las limitadas cantidades realmente en consideración, los Javelines a entregar “no alterarán de manera fundamental el balance militar”.

Adrian Karatnycky es de la misma opinión. El propósito de armar a Ucrania no es ganar la guerra para Ucrania, para lo cual el nuevo material sería insuficiente [algo que los ucranianos de a pie deberían saber], sino contribuir a incrementar los costes de una nueva ofensiva enemiga. Combinada con fuertes sanciones económicas y una economía rusa estancada, la ayuda militar a Ucrania debería ser suficiente para conseguir de Putin un acuerdo para una paz duradera.

La hipótesis declarada en la que se sustenta ese escenario es que armar a Ucrania no obligará a Rusia a dar un paso más, como una ocupación real del territorio o un reconocimiento de las Repúblicas. La no declarada es que Ucrania se conformará con un acuerdo realista, en caso de fuerza militar insuficiente para retomar Crimea.

Pero ya hay quien va más mucho allá en EEUU. Para que Putin consiga una vuelta atrás en las sanciones, Clark pide algo más que el Donbass. La solución incluye a Crimea. En caso de que Rusia se oponga a devolver Crimea, Clark perfila la perspectiva de un conflicto en gran escala en la actual guerra de Ucrania, en el que sugiere un nuevo papel para Alemania: “El acuerdo Minsk II es un punto de partida, pero Rusia debe reconocer todas las fronteras de Ucrania, incluyendo Crimea. Si no, los ucranianos recibirán todas las armas que necesitan para detener su agresión. Todo esto puede ser formulado en los términos diplomáticos normales, y podemos invitar a Alemania a venir a entregar el mensaje”.

Con esos mensajes, cuando los sectores más reaccionarios de Kiev creen poder contar en el próximo futuro con un ejército profesional, competitivo y armado hasta el punto de plantearse la reconquista de Crimea, resulta hipócrita asociar una paz sin más muertos a una estrategia de militarización. Sólo los locos pueden creer en la honestidad de semejante discurso. Porque si a algo lleva ese discurso es a la muerte. De ahí que estremezca la postura de quienes, cómodamente resguardados en la reserva espiritual de Occidente que es EEUU, dicen sentirse impresionados con la política suicida de Kiev. Wesley Clark alaba la “determinación de Ucrania. Combatirán fuerte”, dice sin el más mínimo atisbo de prudencia ante las consecuencias de la guerra.

Reabrir la guerra en la forma en que se pretende entre los sectores más extremistas de EEUU, extendiendo incluso el conflicto a Crimea, podría devolver a Europa a sus años más negros. Es obvio que eso no importa en exceso a los aspirantes a continuar mandando en el mundo. Todo quedará resuelto, deben pensar, con alguna plegaria, palabra o recuerdo pasajero para el próximo soldado caído.


Fuente: Slavyangrad

http://www.elespiadigital.com/index.php/noticias/politica/8832-el-temor-de-alemania-ante-el-belicismo-de-los-halcones-estadounidenses

miércoles, 25 de marzo de 2015

Obama, mudo sobre informe de espionaje israelí a diálogos con Irán


EE.UU. Y Canadá / EE.UU




El presidente estadounidense Barack Obama

El presidente estadounidense Barack Obama, se negó a pronunciarse sobre los informes que hablan del espionaje del régimen de Israel a los diálogos nucleares Irán-Grupo 5+1.

“Como regla general, no hablaré sobre cuestiones de inteligencia en un cuarto lleno de periodistas”, acotó Obama durante una rueda de prensa celebrada la noche del martes, cuanto los periodistas le preguntaron sobre un informe emitido acerca del espionaje israelí a los diálogos nucleares.

El mandatario estadounidense se limitó a decir que el régimen de Tel Aviv y otros aliados en la región de Oriente Medio están al corriente del proceso de las conversaciones nucleares mantenidas ente Teherán y el Sexteto.

En cuanto a un eventual acuerdo nuclear, Obama hizo referencia a la posibilidad de que las conversaciones nucleares terminen en un acuerdo siempre y cuando Washington esté convencido de que el país persa no busca desarrollar armas nucleares.

En alusión a las relaciones con el primer ministro israelí, Benyamin Netanyahu, Obama aseguró que su problema con él no es nada personal sino que tiene raíces en las diferencias a la hora de adoptar políticas.

Afirmó que habla con Netanyahu “todo el tiempo”, pero mantiene una relación muy “formal” con él.

Según el diario estadounidense The Wall Street Journal, las altas autoridades de la Casa Blanca dieron a conocer que ese espionaje formaba parte de una campaña más amplia de Netanyahu, para penetrar en los diálogos y, de esa manera, contrariar los términos emergentes del acuerdo.

Ante el temor de un posible pacto entre Irán y el G5+1, el régimen israelí envío el pasado domingo, una delegación de alto nivel a Francia para convencer al presidente francés, François Hollande, de frenar ese proceso.

El régimen de Tel Aviv ha lanzado comentarios devastadores para obstaculizar los diálogos nucleares en transcurso entre Irán y el Grupo 5+1 con la alegación de que un acuerdo nuclear no impedirá que Teherán fabrique bomba atómica.

Estos infundios del régimen israelí tienen lugar mientras cuenta con más de 200 ojivas nucleares y se niega a adherirse al Tratado de No Proliferación (TNP), además de que tampoco permite inspecciones a sus instalaciones nucleares.

Por su parte, Irán rechaza enérgicamente las alegaciones, destacando que como signatario del TNP y miembro de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA), tiene el derecho de utilizar la tecnología nuclear con fines pacíficos.

ask/ktg/mrk

Expresidente fugitivo Hadi huye de Yemen




Expresidente fugitivo yemení, Abdu Rabu Mansur Hadi

El expresidente prófugo Abdu Rabu Mansur Hadi, se ha escapado este miércoles de Yemen, después de que se confirmara su salida de la ciudad sureña de Adén, donde se estableció tras su huida de la capitalina Saná.

Su fuga se ha producido después de que las fuerzas yemeníes apoyadas por el movimiento popular Ansarolá pudieron hacerse con el control total de la gran base de Al-Anad (en las cercanías de Adén).

Sin embargo, algunos medios de comunicación vinculados a Arabia Saudí desmienten la huida del expresidente e insisten en que él todavía se encuentra en Adén.

Una fuente militar ha informado a la agencia francesa de noticias AFP que estos combatientes “tomaron el control de la base aérea de Al-Anad” tras “breves enfrentamientos” con las fuerzas pro-Hadi.

Además, los informes provenientes del sur de Yemen aseguran que después de la toma de Al-Anad, el exministro de Defensa Mahmud al-Subaihi ha sido capturado por las fuerzas yemeníes.

La fuente consultada por AFP ha señalado que los combatientes de Ansarolá y las fuerzas que los apoyan están avanzando hacia el sur y actualmente se encuentran a 3 kilómetros de Al-Huta, capital de la provincia de Lahij, limítrofe con la de Adén.

zss/ktg/mrk

martes, 17 de marzo de 2015

Putin en el aniversario de la reunificación con Crimea: "Activamos armas nucleares para defender Crimea". La Inteligencia rusa evitó el asesinato de Yanukóvich


Domingo 15 de Marzo de 2015 15:47
2 Comentarios




Rusia podría haber preparado las armas nucleares para defender Crimea, reveló el presidente ruso Vladímir Putin, en el documental 'Crimea. Camino a la Patria' del canal 'Rossiya 1'. En marzo del año pasado y en el contexto del conflicto ucraniano, las fuerzas armadas de la OTAN llegaron al Mar Negro, donde la situación fue tan tensa, que Rusia trasladó a Crimea un sistema de misiles nucleares Bastion, dijo el presidente ruso en el documental.

En marzo del 2014 la OTAN emprendió ejercicios militares en el Mar Negro y envió a la costa de Crimea al destructor USS Donald Cook, pero "nadie supo" que el sistema costero de misiles nucleares estuvó allí, reveló Putin. "Estuvimos preparados para poner en plena posición combativa a las fuerzas nucleares. No quisimos […], pero nos forzaron", dijo.

Putin reveló que habló con sus homólogos internacionales para explicarles su posición sobre la reunificación de Crimea con Rusia, y que, por lo tanto no cree que "nadie quisiera librar ningún conflicto a nivel mundial". Sin embargo, el presidente ruso reconoce que estuvo preparado para cualquier escenario desfavorable.

Putin relata cómo los servicios de Inteligencia rusos impidieron el asesinato de Yanukóvich

Desde el principio quedó claro que en Kiev se preparaba un golpe del Estado y un atentado contra el entonces presidente Víctor Yanukóvich, asegura el presidente ruso Vladímir Putin en un documental 'Crimea. Camino a la Patria' del canal 'Rossiya 1' sobre la situación en Ucrania.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, habla en un nuevo documental 'Crimea. Camino a la Patria' del canal 'Rossiya 1' de la operación de la Inteligencia rusa para salvar al presidente destituido de Ucrania, Víctor Yanukóvich, contra el que Kiev preparaba un atentado.

Putin explica que ordenó a las agencia de seguridad rusas que salvaran la vida del entonces presidente ucraniano. "Hay motivos para creer que simplemente lo exterminarían", afirma.

"Llegaba información de que se preparaba no simplemente su captura, sino la eliminación física [de Yanukóvich], que era más conveniente para los que dieron el golpe del Estado" cuenta Putin, agregando que todo ello lo confirmaron los acontecimientos posteriores. "Para la oposición era más fácil conseguir su objetivos sin Yanukóvich", explica.

En el documental se repasa detalladamente la sucesión de los acontecimientos desde el 20 de febrero del año pasado, cuando francotiradores desconocidos abrieron fuego en Kiev contra ambas partes del conflicto matando a entre 75 y 100 personas, según distintas estimaciones.

Dos días después la situación en Ucrania se agravó hasta el punto que Yanukóvich pidió encontrarse con Putin, decidiendo ambas partes encontrarse en la ciudad rusa de Rostov del Don. Sin embargo, Yanukóvich informó después a Putin que le habían impedido volar a Rusia desde la ciudad ucraniana de Donetsk, donde se encontraba. "En aquel momento ya entendía que pasaba algo extraordinario", confiesa Putin.

Según él, después se supo que alguien había disparado contra la caravana de Yanukóvich, y también contra el entonces fiscal general de Ucrania, Víktor Pshonka, entre otros. "Es decir, en aquel momento ya se había concretado el golpe del Estado y había empezado de facto la operación de exterminación de Yanukóvich por parte de las fuerzas de oposición".

Tras su intento fallido de despegar de Donetsk, Yanukóvich desapareció, relata Putin, agregando que en aquel momento el mandatario ucraniano estaba siendo buscado por los servicios de seguridad rusos, que querían rescatarlo, y los servicios de seguridad ucranianos, dirigidos por la oposición, con intenciones completamente contrarias.

Finalmente, Yanukóvich puso rumbo a Crimea por carretera. Los servicios rusos de observación de radio, que comenzaron a vigilar su caravana, descubrieron que en un punto de su ruta se había organizado una emboscada con ametralladoras de alto calibre "para que la conversación no se alargara demasiado", relata el presidente ruso. Los servicios de seguridad rusos transmitieron instrucciones a Yanukóvich sobre donde dirigir sus pasos, mientras se preparaban para salvar su vida ya fuera "por tierra, mar o aire".

Un helicóptero con miembros de las fuerzas especiales rusas a bordo se dirigió a Crimea para buscar a Yanukóvich. Sin embargo, después de sobrevolar decenas de kilómetros de costa en la península, no logró dar con él debido a que el piloto no mantenía ningún tipo de comunicación con la caravana. En determinado momento, todos los vehículos que formaban parte del cortejo presidencial encendieron simultáneamente las luces largas, lo que no pasó desapercibido para el helicóptero.

Pese a todo, Yanukóvich no quiso ir a Rusia, prefiriendo quedarse en Crimea. Sin embargo, días después, al percatarse que “en Kiev ya no había nadie con quien negociar”, solicitó que “lo transportaran al territorio ruso”, según Putin.

"Creo que salvar a Yanukóvich y a su familia fue una acción buena y noble", afirma Putin. "No quiero juzgar su trabajo. [Yanukóvich] me dijo que no ordenó alzar las armas porque no fue capaz de levantar la mano". "No estoy en posición de desaprobar sus acciones y no sé si hay que hacerlo", confiesa Putin, agregando que, más allá sea buena o no la actitud de Yanukóvich, es evidente que "las consecuencias de su inacción son muy graves".

“El verdadero "titiritero" de lo ocurrido en Ucrania es EE.UU.”

El presidente ruso, Vladímir Putin, habla en el documental del canal 'Rossiya 1' 'Crimea. Camino a la Patria' acerca de la situación en Ucrania, afirmando que el verdadero "titiritero" de los hechos ocurridos en Ucrania hace un año es EE.UU.

Vladímir Putin sostiene que la oposición ucraniana, que llevó a cabo un golpe de Estado contra Yanukóvich, fue apoyada por Washington.

"El truco de la situación radicaba en que, formalmente, la oposición [en Ucrania] era apoyada por los europeos, pero nosotros sabíamos muy bien que los verdaderos titiriteros eran nuestros socios estadounidenses. Fueron ellos quienes ayudaron a preparar a los nacionalistas y grupos de combate, llevándose a cabo los entrenamientos en el oeste de Ucrania, Polonia y parcialmente en Lituania. ¿Qué es lo que hicieron nuestros socios? Contribuyeron a la realización del golpe de Estado", afirma.

De esta manera, según Putin, EE.UU. actuó desde una posición de fuerza. "No creo que esta sea la mejor forma de hacer las cosas en el ámbito internacional, en general, y en relación a los estados postsoviéticos, en particular", dijo Putin.

"A todos mis compañeros, que eran cuatro, les dije que la situación se había desarrollado de tal manera en Ucrania que estabamos obligados a empezar a trabajar para devolver Crimea a Rusia; porque no podíamos abandonar este territorio y la gente que vive allí, a su propia suerte, bajo la apisonadora de los nacionalistas", ha anunciado el presidente. "Desplegamos deliberadamente los 'Bastion' [sistemas de misiles costeros] en Crimea, para que pudieran ser vistos desde el espacio", dijo.

lunes, 2 de marzo de 2015

La investigación de la ONU acusa a Israel de matar al militar español


alt


Ya es oficial. Tal como publicó Elespiadigital.com el pasado 22 de febrero (Según investigadores de la ONU, el ataque israelí que mató al soldado español Francisco J. Soria fue deliberado. El Gobierno español sigue en su intolerable silencio habitual) el proyectil que el pasado 28 de enero mató al cabo español Francisco Javier Soria Toledo en el sur del Líbano fue disparado por el Ejército israelí, tal y como concluye el informe de la comisión de investigación creada por la Fuerza Interina de Naciones Unidas para Líbano (FINUL). “Existen suficientes evidencias técnicas para atribuir la responsabilidad del disparo [del proyectil que alcanzó la torre donde estaba el cabo español] a las Fuerzas Armadas de Israel”, asegura.

El documento, fechado el pasado 12 de febrero y elaborado por una comisión de investigación encabezada por un coronel, señala que la muerte del casco azul español la causó un proyectil de artillería de 155 milímetros de calibre “disparado desde el sur de la línea azul [que separa Líbano de Israel] durante el fuego de represalia del IDF [Fuerzas de Defensa de Israel] tras ser alcanzado un convoy del Ejército israelí en un ataque reivindicado por [la milicia chií libanesa] Hezbolá”.

El informe explica que, hacia las 11.30 del 28 de enero, se informó del lanzamiento de cohetes desde el sur de Líbano, inmediatamente después de que, a unos cinco kilómetros al este de las granjas de Shebaa, Hezbolá atacara con IED (artefactos explosivos improvisados) y seis misiles antitanque un convoy del Ejército israelí, causando dos muertos y siete heridos.

Los investigadores reconocen que, a las 11.39, el Ejército israelí, a través de los canales de enlace con el cuartel general de la FINUL en Naqura (Líbano), advirtió de que todos los cascos azules de la ONU, “y en particular de los del sector este”, debían permanecer en sus puestos y evitar salir al exterior. Se trataba de un claro aviso de que Israel se disponía a atacar el sur del Líbano.

A las 11.39 el Ejército isralí avisó de que las tropas de FINUL debían quedarse en sus puestos y no salir

Entre las 11.48 y las 13.43 impactaron en la zona 118 proyectiles de artillería y morteros

El mando de la FINUL pidió información adicional, pero Israel no la facilitó, añaden los investigadores. Este punto resulta controvertido, pues el aviso que recibió el jefe del sector este de la FINUL (precisamente un militar español) no aludía a toda su zona de responsabilidad, sino solo al área de las Granjas de Shebaa, donde se intentaron evacuar dos puestos de cascos azules indios.

En todo caso, el capitán español al frente del puesto 4-28, próximo a la localidad de Ghayar, ordenó acuartelar el destacamento y regresar a las patrullas. A las 12.24, impactó un proyectil contra la torre de vigilancia G-7, que contaba con una puerta de hierro y paredes de hormigón. A las 12.46 se activó un helicóptero medicalizado para evacuar al cabo herido en el ataque, y a las 13.37, mientras proseguían los bombardeos israelíes, se informó de su fallecimiento. En total, entre las 11.48 y las 13.43. el Ejército israelí disparó sobre la zona 118 obuses de artillería, 90 granadas de mortero y cinco proyectiles de tanque. Al menos 20 de las granadas de mortero contenían fósforo blanco, según el informe.

Los investigadores no se pronuncian sobre si el ataque se debió a un error o fue intencionado, ni si la respuesta a la agresión de Hezbolá fue o no desproporcionada. Se limitan a describir los hechos, pero dejan sobre la mesa del Gobierno español, y también de la ONU, la responsabilidad de decidir qué paso deben dar.

Hasta ahora, España no ha presentado ninguna queja diplomática ante Israel y el Consejo de Seguridad de la ONU, del que España forma parte, se ha limitado a formular una declaración en la que condena la muerte del casco azul y reclama una investigacíón inmediata y exhaustiva, pero sin señalar al presunto responsable.

Las conclusiones de la comisión de investigación, basadas en el análisis de los restos de la munición y la trayectoria de los proyectiles (seguida por los radares de la ONU), no deja dudas: Soria murió por fuego israelí.

La investigación exculpa a la propia FINUL y al batallón español de cualquier responsabilidad, al asegurar que se cumplieron los planes y directrices previstos y que las medidas de protección fueron adecuadas. La “rápida y decidida” aplicación de los protocolos, añade, permitió frenar la escalada y evitó mayores daños. Pese a ello, los investigadores proponen revisar el marco regulatorio y las medidas de protección y sugieren instalar cámaras en los puestos de vigilancia de la ONU.

Análisi: Reconsiderando la muerte del Cabo Francisco Javier Soria

Por José María Manrique*

El contexto

El pasado 18 de enero, domingo, dos helicópteros israelíes mataron al general Mohammed Ali Allahdadi de la Guardia Revolucionaria iraní (Pasdarán) y a seis jefes de Hezbolá (“el partido de Alá”, chiíes libaneses) al Norte de Kuneitra, en Siria meridional, al destrozar con sendos misiles los dos vehículos en los que viajaban.

El 28 de enero, miércoles, Hezbolá atacó un convoy del ejército israelí compuesto por dos vehículos, en los Altos del Golán (en las Granjas de Shebaa, una zona ocupada por Israel en la confluencia de las fronteras de Líbano y Siria), matando a dos soldados muertos y siete heridos. Según medios israelíes, Hezbolá utilizó colocó varias minas y lanzó cinco misiles antitanque Kornet de fabricación rusa. Israel ha reconocido dos muertos, el mayor Yohai Klangel y el sargento Dor Nini. Hezbolá habló de nueve vehículos dañados. También se lanzaron, posteriormente, algunos cohetes desde Líbano contra Israel.

Ambos ataques se produjeron antes de las doce del mediodía, es decir, a plana luz, pero con el agravante de que el segundo se hizo a pesar de la alerta máxima que había decretado Israel. El comando libanés que lo realizó tuvo que infiltrarse en territorio judío y pudo salir de él tras el ataque. Esa zona de la “frontera” está vigilada por fuerzas de la ONU (FINUL), concretamente indias.

Esta ha sido la mayor escalada desde una guerra de 2006, cuando Hezbolá e Israel libraron una guerra de 34 días en la que murieron 120 israelitas y más de 500 libaneses, y que supuso, prácticamente, una victoria defensiva para los segundos.

Estas acciones se enmarcan dentro de las consecuencias de la guerra que asola Siria, provocada por milicias suníes ahora pertenecientes al “califato islámico” (IS) que también ocupa gran parte Iraq. En este contexto, Hezbolá y Siria, con el apoyo de Irán, están reforzando su colaboración para fortalecer un nuevo frente contra el “ejército islámico” e Israel en una estrecha franja de 150 km de largo entre las montañas de Qalamoun y el Monte Hermon, en estratégico Golán sirio.

El Califato wahabista-suní parece estar promovido por Arabia Saudí y los Emiratos, impulsores también de esa corriente del Islam, aunque Israel, Estados Unidos, Inglaterra y otras naciones europeas los apoyen en la práctica, al menos como forma de derrocar el régimen sirio. De hecho, y a pesar de bombardeos aéreos más o menos eficaces, son quienes suministran armas al "califato" y le compran el petróleo que explota tras haber conquistado parte de Iraq. Lo que es incontestable es que ninguno de los países citados ejecuta ataques terrestres, a pesar de las salvajadas con que, casi a diario, nos horrorizan los medios de comunicación. Por supuesto, nada de hablar de boicot, como sí hacen a Rusia.

Tras las confusas “primaveras árabes”, Israel se ha quedado prácticamente sin musulmanes enemigos. Solo queda Irán, pues el resto o son las prácticamente aliadas monarquías wahabistas-suníes (Arabia Saudí y Emiratos) o son estados en guerra “civil” o desechos. Jordania, uno de cuyos pilotos ha sido recientemente quemado vivo por los miembros de “califato”, está maniatada y entregada a Estados Unidos Marruecos, que en tiempos mandó una brigada a luchar junto a Siria en los Altos del Golán, hoy, por supuesto, está del lado norteamericano (al menos de momento).

La muerte del Cabo Francisco Javier Soria

Apenas acabados los fastos oficiales de la conmemoración en España, incluso con presidencia de la Corona, de la “Liberación de Auschwitz” por el Ejército Rojo (27 de enero de 1945; por cierto, muchos presos huyeron con los alemanes antes de caer en manos rusas), y a pesar de que, por ejemplo, un reciente manual de la Comunidad de Madrid llama a la “defensa” del Estado de Israel (Madrid enseña en las escuelas que Israel es una “necesidad para Occidente"), Israel a matado a un soldado español en el Líbano.

Israel hizo fuego de hostigamiento y represalia sobre la zona, porque Hezbolá, después de tal ataque, seguramente dejó en marcha dispositivos temporizados para disparar cohetes. El ataque de Israel, en los vídeos, muestra que riega con fósforo blanco vaguadas y posibles puntos de asentamientos de armas y guerrilleros (explosiones a tiempos con “humo” blanco que “llueve” sobre el suelo), además de morterazos sobre caminos y puntos concretos (explosiones en el suelo, polvo). Puede que los proyectiles de fósforo sean también de mortero, dada su relativa poca potencia.

Pensemos por un momento que Israel quisiera dar también un aviso a los cascos azules para que “vigilen mejor” e impidan movimientos. Para el Estado Judío, presumiblemente, los cascos azules españoles (la brigada mandada por ellos) han “permitido” el ataque con su “dejación”.

Las fotos de la torre de vigilancia, metida prácticamente en la base, aunque fuera de ella, y a muy pocos metros de la frontera, muestran un impacto directo casi en la ventana de observación, que hace un boquete de aproximadamente un metro de diámetro en el hormigón armado con el haz de ojiva, mientras que la metralla de “las alas” del haz de cuerpo destrozan la barandilla y el alero. La parte que destroza la barandilla incide también sobre el terreno delante de la puerta de la base, donde está el Vempar de control de entrada desde el que se graba la explosión.



Tampoco parece propio de los obuses de 155 típicos israelitas, pues el bombardeo es de morteros, según los efectos (fotos de las explosiones en el suelo y en el aire), aunque se haya mencionado por fuentes periodistas fuego de artillería.



Este disparo, de clara trayectoria tensa y magnífica precisión, con esos importantes efectos de penetración, es muy difícil que sea de mortero, pues la trayectoria curva del mismo incidiría sobre la pared vertical de la torre, a unos 13/15 metros de suelo con un ángulo mínimo, de tal forma que, seguramente, produciría un revote.


Puestos a buscar una explicación, pues parece que los disparos que tan oportunamente grabaron los ocupantes de Vempar que cortaba el acceso a la Posición 4-28, y que no menos curiosamente saltaron sin censura a todas las televisiones, fueron dos y tan “próximos” a la posición que uno da en la torre y el anterior seguramente cayó en la inmediata frontera, hay que pensar en que algo raro ocurrió a los muy preparados miembros del ejército israelí. Tanto que, aunque sea como hipótesis de trabajo, hay que descartar que el que impactó en la torre fuera producido por mortero u obús.





Todo hace pensar que es de cañón de carro (el misil contracarro también podría ser, pero tiene menos potencia “rompedora”) haciendo fuego desde zonas de rodadas (posibles asentamientos) distantes poco más de 2 km del puesto. Repasen las imágenes.

Si Israel hubiera querido mandar el “mensaje” que suponemos, podría incluso haber disparado primero un morterazo, el que queda primero grabado en el vídeo, y luego el disparo de carro, de forma que, por ser más veloz el segundo y recorrer una trayectoria tensa, hubieran llegado casi a la vez. De esta forma, entre los restos de metralla aparecerían dos “colas”, la típica del proyectil de mortero y la no menos típica, aunque no lo sepa el gran público, de los proyectiles de carro con cañón de ánima lisa.

El Merkava judío, como el Abrams norteamericano, tienen un cañón de 120 mm derivado del que utiliza el Leopard. Pues bien, hay toda una gama de proyectiles rompedores (HE) y perforante-rompedores, todos subcalibrados en general (pierden una carcasa -sabot-al salir del cañón, con lo que aumentan su velocidad al reducir su calibre), que tienen una morfología muy similar a los de mortero. No en vano los tubos de ambas armas son de ánima lisa y sus proyectiles necesitan, por lo tanto, aletas para estabilizarse en su vuelo.

¿Premeditación?

Y respecto a la intencionalidad, recordemos que los hebreos tienen eficacísimos medios de observación y dirección del tiro, y conocen perfectamente la situación de los puestos de FINUL, a pesar de lo cual, y de las peticiones españolas de alto el fuego para que pudiera ser evacuado el herido, siguieron haciendo fuego. Con nuestro camarada van ya 292 cascos azules muertos en el Líbano desde 1978 (13 españoles), muchos por fuego difícilmente disculpable de Israel. Y eso por no hablar del Conde Folke Bernadotte, sueco mediador de las Naciones Unidas, asesinado a tiros en 1948, y otros hasta 1978. Como bien escribió esta página, más recientemente un observador francés de la ONU fue asesinado en 2005 cerca de las Granjas de Shebaa por un proyectil de un carro israelí y otros cuatro murieron en un ataque aéreo israelí en Jiam durante la guerra de 2006; en 1996 Israel atacó un refugio de la ONU en Qana durante una operación contra el Líbano causando la muerte a 107 civiles.

Por cierto, ningún representante de Israel estuvo en los actos de exhumación del soldado español. En último extremo, la discusión se puede, si se quiere, solventar sobre el terreno, analizando los restos del proyectil (formas y marcajes de fábrica) y los “trallazos” (análisis del embudo, tipo de la “mariposa”, etc.), cosa que no se ha hecho, al menos públicamente, ni parece que vayamos a hacer: nos creeremos lo que digan otros.

También debería conocerse los registros de los radares contramorteros de la ONU, que parece ser “no vieron” la trayectoria que mató a nuestro cabo, lo que vuelve a inducir pensar que fue un disparo de carro (los radares esos solo pueden seguir trayectorias curvas).

Solo porque la vida de un soldado español lo merece, nuestro honor nacional está en juego y, en ambos casos, no puede quedar ni una sombra de duda.

Por eso, nuestra comisión de investigación debe ser totalmente independiente, pues puede que Israel esté interesado en encubrir al culpable del error o de la premeditada respuesta.

En el 98 el Maine se hundió por una explosión interna, pero, eso que lo han reconocido los norteamericanos hace poco, lo negaron entonces y les sirvió de excusa para la guerra.

*Coronel de Artillería (Retirado)

http://www.elespiadigital.com/index.php/noticias/historico-de-noticias/8676-la-investigacion-de-la-onu-acusa-a-israel-de-matar-al-militar-espanol

miércoles, 11 de febrero de 2015

Rabino israelí: El EI es un aliado de Israel




El rabino ortodoxo israelí Nir Ben Artzi ha asegurado que la presencia del Emirato Islámico en Siria e Iraq es un apoyo para que Tel Aviv alcance sus objetivos en Oriente Medio.

“Dios ha lanzado al Emirato Islámico contra las naciones que quieren acabar con Israel”, declaró el rabino Nir Ben Artzi durante su sermón semanal en los territorios ocupados, citado por la agencia de noticias Sama News.

A juicio del rabino Ben Artzi, los integrantes del Emirato Islámico cometen crímenes de lesa humanidad contra todos los grupos étnicos y religiosos, incluidos shiíes, sunníes, kurdos y cristianos, aumentando así la desconfianza hacia los musulmanes y estimulando la emigración judía a los territorios palestinos.

Edward Snowden, ex colaborador de la NSA, reveló el año pasado que los servicios de inteligencia estadounidense y británico y los servicios secretos israelíes, conocidos como Mossad, habían creado una organización terrorista capaz de atraer a todos los extremistas del mundo hacia el Medio Oriente.

Red Voltaire

Source: Sitios Web

jueves, 29 de enero de 2015

Ataque de las Granjas de Shebaa: un notable éxito militar y psicológico

Yusuf Fernandez
Minimizar la fuente Maximizar la fuente Guardar artículo

Yusuf Fernandez
Los medios israelíes han destacado que la operación del 28 de enero de Hezbolá en el territorio libanés ocupado de las Granjas de Shebaa contra un convoy sionista ha sido el peor golpe sufrido por Israel en la frontera norte desde la Guerra de Julio de 2006.

Según los medios israelíes, Hezbolá utilizó en su ataque cinco misiles antitanque Kornet y varias bombas situadas junto a la carretera. Hasta ahora, Israel ha reconocido dos muertos, el mayor Yohai Klangel, de 25 años, y el sargento Dor Nini, de 20. Otros siete soldados sufrieron heridas de diversa consideración. Un balance del lado de Hezbolá habló de nueve vehículos destruidos o dañados.

El convoy israelí estaba realizando tareas de reconocimiento en busca de eventuales túneles de Hezbolá en la zona. Según el Canal 10 de la televisión israelí, el convoy había terminado su misión y se disponía a abandonar el lugar cuando fue atacado.

Existen muchos aspectos que muestran la audacia del ataque, que fue una represalia por la muerte de seis miembros de Hezbolá el 18 de enero en la zona cercana a Quneitra. Los combatientes de Hezbolá cruzaron la valla de separación y colocaron las bombas sin ser detectados, y destruyeron, entre otros, dos vehículos de mando israelíes. Y esto a pesar de que los israelíes habían hablado de un refuerzo de la seguridad en los territorios libaneses ocupados y en las cercanías de la frontera.

El área elegida para la operación es llana y abierta y, por tanto, poco adecuada para la realización de una emboscada contra un convoy. Sin embargo, el comando fue capaz de llevar a cabo el ataque y retirarse sin bajas sin que el enemigo israelí fuera capaz de reaccionar o de localizar al grupo o su camino de retirada. El corto tiempo transcurrido desde el ataque israelí de Quneitra y la operación de las Granjas de Shebaa deja ver también que Hezbolá mantiene una continua vigilancia sobre el despliegue israelí en la frontera y está preparado para cualquier eventualidad y para golpear cuando y donde quiera.

Los misiles empleados, los Kornet, de fabricación rusa, fueron ya utilizados con eficacia por Hezbolá durante la Guerra de 2006, en la que no sólo sirvieron para destruir decenas de tanques israelíes Merkava sino que también causaron muchas bajas mortales por impactos directos contra posiciones de la infantería israelí.

Consecuencias

El primer éxito del ataque es que Hezbolá ha restaurado el equilibrio de disuasión en la frontera y ha dejado claro a Israel que las reglas del enfrentamiento no pueden ser cambiadas. También muestra que un ataque a Siria no quedará sin respuesta y que los distintos componentes del eje de la resistencia están plenamente coordinados. Asimismo, la operación discurrió en paralelo a la reactivación de la resistencia popular siria en el Golán.

Por otro lado, Hezbolá ha dejado claro que está preparado para afrontar una guerra a gran escala si Israel escoge llevar otra agresión militar contra el Líbano. La Resistencia ha advertido, en este sentido, que un conflicto de este tipo produciría enormes daños materiales y económicos para Israel, lo cual constituye en sí mismo la base de la disuasión entre ambas partes. El gobierno israelí no parece, sin embargo, dipuesto a embarcarse en una aventura de este tipo como muestra el hecho de que su respuesta al ataque de las Granjas de Shebaa haya sido cauta y carente de valor militar: unos disparos de obuses a ciegas contra objetivos difusos en el Sur del Líbano.

La operación de Hezbolá ha creado, de hecho, un estado de confusión y pánico entre las fuerzas israelíes y los colonos, que viven ahora en una situación de inseguridad. La audacia e invisibilidad con que el comando de Hezbolá ha actuado en la frontera no puede sino incrementar la preocupación de los colonos que viven en las localidades cercanas.

La operación de la resistencia es también una señal clara a los árabes y musulmanes para que distingan claramente entre las fuerzas que realmente están dispuestas a defender la soberanía nacional de sus países y los grupos takfiris fantoches, como el EI y el Frente al Nura, que buscan presentarse como grupos “islámicos” pero que han sido creados por estados enemigos con el fin de debilitar y dividir a los países árabes y musulmanes.

Este mensaje ha sido entendido en Palestina, donde se han sucedido las celebraciones y las declaraciones de solidaridad con la resistencia libanesa. El ataque vendrá así a favorecer el proceso de unión de todas las organizaciones que luchan en Oriente Medio contra la ocupación sionista de los territorios palestino, sirio y libanés. Uno de los primeros en mostrar su apoyo a la acción de Hezbolá fueron las Brigadas Al Qassam, el brazo armado de Hamas, que recientemente escribió una carta al secretario general de Hezbolá, Sayyed Hassan Nasralá, en la que abogaba por la unión de toda la resistencia.

No hay duda de que Hezbolá se ha convertido en una potencia a nivel regional e internacional con la que hay que contar. Su capacidad militar excede a la de cualquier país árabe. El movimiento se ha convertido también en parte necesaria de cualquier esfuerzo internacional dirigido a combatir al terrorismo takfiri en Oriente Medio, como ha demostrado en Siria y el propio Líbano, donde Hezbola y los respectivos ejércitos cooperan para impedir la expansión de grupos terroristas como el EI y el Frente al Nusra. Esta lucha, sin embargo, no se realiza en menoscabo de la protección del Líbano frente a la siempre latente amenaza israelí. Si Israel alguna vez pensó que la campaña de Hezbolá contra el terrorismo en Siria había debilitado la determinación o la capacidad del movimiento libanés para luchar contra cualquiera agresión de su parte, la operación de las Granjas de Shebaa le ha dado una clara respuesta.
Source: Sitio de Al Manar en Español