11 personas buscadas por INTERPOL


sábado, 24 de mayo de 2014

Experto israelí: la capacidad de Hezbolá similar a la de un ejército moderno



El jefe del Departamento de Operaciones del Ejército israelí, teniente Yoav Har Even, ha reconocido la incapacidad de Israel de vencer a Hezbolá en una próxima guerra “sin contar con despliegues terrestres e incursiones rápidas en el interior de los territorios libaneses” y puso en guardia contra el arsenal balístico en las manos de Hezbolá.

Según él, este arsenal es tan importante como el de cualquier ejército del mundo. Las declaraciones de Har Even se produjeron durante un congreso organizado por la revista Israel Devnis bajo el título de “Los desafíos del recurso a la fuerza en el terreno militar cambiante”.

Él expuso la visión de su departamento sobre las próximas guerras y desafíos y sobre los preparativos del Ejército israelí para hacer frente a los mismos. En relación a las cuestiones sobre los equilibrios de fuerza entre Israel y sus enemigos, Har Even subrayó el incremento de la capacidad militar de Hezbolá, que le ha permitido “convertirse en un estado en lugar de una organización”. “Hezbolá posee fuerzas de combate crecientes que equivalen a las del ejército de un estado moderno”, señaló.

“Este desarrollo de las capacidades de combate incluyen el “dominio de la capacidad de fuego, cuantitativa y cualitativamente”. Hezbolá dispone también de una zona de combate en la que adquiere experiencia militar, como es Siria. De este modo, ya no es una organización clásica”, señaló.

Har Even ha admitido la amplitud de los cambios que tienen lugar en las zonas de combate que rodean Israel. “Todos los países fronterizos con Israel se caracterizan por un débil control sobre sus territorios, ya sea en el Líbano, en Siria o incluso en Egipto, a pesar de la mejora del control egipcio de su territorio”.

La teoría de la “activación de la fuerza” implica “una guerra rápida con fuego nutrido para ganar las batallas y la realización de logros sobre el terreno”. Esto con el objetivo de “reducir el tiempo de la guerra y disminuir la amplitud de los daños en Israel debido a los ataques de misiles,” dijo el oficial israelí.

Sin embargo, él reconoció que no existen fórmulas mágicas o breves porque los resultados están ligados al comportamiento del enemigo y su estrategia de combate. El bombardeo del frente interno israelí será una de las características de la próxima guerra, según él. Este frente se activará en cualquier próximo conflicto y se verá afectado desde su principio hasta su final.

Una fuente militar israelí aseguró en una declaración al periódico israelí Haaretz que la dirección política israelí insiste en que “la próxima guerra sea corta”. Sin embargo, si Israel puede lograr esto o no es otra cuestión. Los expertos recuerdan que Israel ha sido incapaz de ganar una guerra desde hace varias décadas.

Source: Periódicos 24-05-2014