11 personas buscadas por INTERPOL


lunes, 24 de septiembre de 2012

El doble rasero de Occidente en la crisis de Siria

Occidente al apoyar la oposición, aplica una política de doble rasero en Siria. Así han comentado expertos rusos la noticia de los planes de Occidente de proveer a la oposición siria una gran partida de armas y la imposición de sanciones por EEUU a las empresas bielorrusas sospechosas de suministrar armas a Damasco.

 Occidente se propone suministrar a la oposición siria armamento pesado, particularmente sistemas de misiles antiaéreos y ametralladoras de gran calibre. Esto se supo de fuentes diplomáticas en Moscú. Los participantes de la nueva reunión del grupo Amigos de Siria, celebrada en Holanda, también instaron a reforzar el apoyo militar a los detractores del presidente sirio.

Los representantes de más de sesenta países europeos y árabes analizaron asimismo la posibilidad de trasladar nuevos grupos de mercenarios en ayuda de la oposición siria para acelerar el derrocamiento de Bashar Asad. Al mismo tiempo, EEUU acusó a la empresa bielorrusa Belvneshpromservis de abastecer armas a Siria. Minsk tildó tales sospechas de carentes de fundamento y subrayó que el endurecimiento de las sanciones contra esa compañía es una forma de hacer presión a Bielorrusia, que de forma invariable se pronuncia a favor del arreglo pacífico del conflicto en Siria. La situación fue comentada por el experto del Instituto Ruso de Evaluaciones y Análisis Estratégicos, Serguei Demidenko: –Se trata de una situación típica.

 Los norteamericanos no han dicho nada nuevo. Simplemente volvieron a recalcar su postura sobre Siria. Y no solo ellos, sino también esa parte del mundo que se pronuncia por el derrocamiento del régimen de Bashar Asad. La oposición recibirá apoyo, a pesar de las declaraciones sobre la necesidad de alcanzar un arreglo con medios políticos. Por eso de nuevo nos vemos enfrentado a dobles raseros. El presidente del Instituto Ruso de Oriente Próximo, Evgueni Satanovski, prestó atención al hecho de que la política de doble rasero norteamericana siempre se aplica en prácticamente cualquier conflicto del planeta: –Para la política norteamericana esta tradición nada tiene que ver con la guerra civil siria.

La política exterior norteamericana se planteó la tarea de derrocar a Asad. Por eso todo lo que ayude a los extremistas y terroristas, que actúan contra el régimen sirio, se tolera y no se comenta, mientras que todo lo que ayude a las tropas gubernamentales es objeto de sanciones y críticas. En tal situación Moscú volvió a subrayar la necesidad de alcanzar un arreglo político de la crisis en Siria, sin ningún tipo de injerencia foránea.

Esta postura ha sido confirmada por el viceministro de Exteriores de Rusia, Mijaíl Bogdánov, durante el encuentro que sostuvo con el embajador de Siria en Moscú, Riad Haddad. El diplomático, por su parte, manifestó el reconocimiento a Rusia por los suministros de ayuda humanitaria a la población siria. En la mañana del viernes un avión más del Ministerio de Emergencias de Rusia aterrizó en Damasco con treinta y ocho toneladas de ayuda humanitaria, incluyendo conservas y alimentos infantiles. El jueves se hizo entrega a la Media Luna siria de un cargamento similar.

La Cancillería rusa llamó a todos los verdaderos amigos de Siria a seguir el ejemplo de Moscú y ayudarle a superar la crisis humanitaria.

 mj/kg/ap/http://spanish.ruvr.ru/